El PP ya teme a la Syriza gallega

Xosé Manuel Beiras y Yolanda Díaz encabezan la lista de A Coruña de la llamada Syriza gallega. / Efe y esquerdaunida.es

La Syriza gallega está en marcha. La registraron a última hora del viernes en el Parlamento Gallego los representantes de Esquerda Unida (EU), encabezados por Yolanda Díaz, y de Anova-Irmandade Nacionalista, de Xosé Manuel Beiras, y le pusieron el nombre de Alternativa Galega (AG). Los promotores dejaron fuera a Compromiso por Galicia (CxG), más escorado hacia el centro político, a los ecologistas de Equo y al Partido Humanista, aunque, según el responsable de comunicación de EU, César Santiso, mantienen la puerta abierta para que se incorporen la próxima semana y participen en la elaboración de las listas en las cuatro circunscripciones gallegas. Beiras encabezará la candidatura por A Coruña con Díaz de número dos.

Publicidad

Los dirigentes de CxG habían comunicado su decisión de sumarse al frente de izquierdas tras las consultas de los últimos días a sus afiliados, pero al PC de Galicia  no le agradan esos compañeros de viaje. El secretario de organización comunista, Rubén Pérez, ironizó en Twitter: “Son marxistas de Groucho Marx; si no quieren este programa tenemos otro”.  Xabier Ron, miembro de la ejecutiva de EU, dijo que la incorporación de CxG no estaba en la hoja de ruta, aunque la dirección matizó que era una apreciación personal, relacionada con la estrategia prioritaria de alcanzar el acuerdo con Anova.

La Syriza o Alternativa Gallega concurrirá con un programa social anticapitalista y de izquierda, en defensa de los intereses nacionales gallegos; con unas organizaciones más motivadas que nunca para irrumpir en el Parlamento y frenar la política antisocial de la derecha y con dos dirigentes bien conocidos como Beiras y Díaz. El primero, de 76 años, natural de Santiago de Compostela, catedrático de Estructura Económica, es hijo de un dirigente gallegista republicano y representa el nacionalismo rebelde frente al acomodaticio del Bloque Nacionalista Galego (BNG). Yolanda Díaz, nacida en Ferrol hace cuarenta años, abogada e hija de la lucha obrera en los astilleros de Fene, donde su padre fue un reconocido sindicalista, ha encabezado la lista de EU desde 2005 y representa la política social de izquierda frente a la voracidad de la especulación del capital tradicionalmente aceptada por los socialdemócratas.

Publicidad

El primero en reaccionar a la presencia de la nueva formación fue el jefe de campaña del PP, Alfonso Rueda, quien contempló la posibilidad de que “los comunistas gobierneny demonizó especialmente a Beiras. El presidente de la Xunta y candidato a la reelección, Alberto Núñez Feijóo, criticó a los que practican “el nacionalismo más paleto, pequeño y localista; nosotros somos gallegos y nos da igual donde nos trajo nuestra madre”, dijo el viernes en un acto con jóvenes. Ayer, en su discurso de proclamación como candidato, bajo el lema Galicia está por riba de todo, cargó contra lo que llamó “coaliciones técnicas”.

Feijóo, que obtuvo 38 escaños y 760.000 votos en las elecciones de 2009 frente a la suma de 25 del PSdeG-PSOE (482.579 votos) y 12 del BNG (267.248 votos), es consciente de que ya no cuenta con mayoría absoluta y advierte el peligro de que el voto indignado no vaya a la abstención como solía y contribuya a apearle del poder si, además, el desafecto Francisco Cacharro Pardo hace valer su peso político en Lugo y le resta apoyos. El principal punto de atención de los dirigentes del PP es, no obstante, la decisión que finalmente adopte el exbanquero Mario Conde, ya que su concurrencia podría arrastrar el voto de muchos núcleos rurales descontentos con la decisión de suprimir ayuntamientos y juntas locales.

Los socialistas, con el médico orensano Pachi Vázquez de candidato dan por supuesto que el PP ganará los comicios del día 21, pero le resultará difícil gobernar sin acuerdos con otras formaciones. En ese sentido, fuentes de Ferraz, contemplan “alguna posibilidad de un cambio de Gobierno” si logran incrementar su electorado y el BNG de Francisco Jorquera no sufre una fuga excesiva de votos. En todo caso, el PSOE da por supuesto que la nueva Alternativa Gallega entrará con fuerza en el Parlamento.