La subida del SMI a 900 euros, en enero, según Podemos

En la habitual rueda de prensa de los lunes de los portavoces de la Ejecutiva de Podemos, Pablo Echenique y Noelia Vera, han especificado algunos de los plazos para que entren en vigor las medidas presupuestarias acordadas con el Gobierno la semana pasada. A expensas de que las líneas generales de este acuerdo sean aceptadas en Bruselas y de que todo tiene que ser tramitado y aprobado en el Congreso, se han aventurado a facilitar algunos plazos y han asegurado que presionan para que todo se materialice “lo antes posible”.

Echenique ha advertido que hay “unas fases previas” que cumplir, por ejemplo, “hoy el Consejo de Ministros va a aprobar las grandes líneas”. Y augura que, los presupuestos “deberían estar aprobados como muy tarde a principios del año que viene”, para que las cuentas del PP estén el menor tiempo posible en vigor. “El esfuerzo que hicimos durante la negociación, en gran medida, fue para arrancar al gobierno compromisos de tramitación, cuantías y plazos. En algunos puntos no hay plazos concretos y en otros presionaremos para que sea lo antes posible”, ha explicado el secretario de Organización.

Publicidad

Por ello, espera que la medida estrella, la subida del Salario Mínimo Internacional (SMI) a 900 euros, entre en vigor el 1 de enero. La actualización del SMI es anual y su tramitación va a parte del trámite presupuestario. Echenique considera, por lo tanto, que el 1 de enero el SMI sea de 900 euros. Otro plazo que ha avanzado es que el “plan contra la pobreza energética se empiece a materializar en el plazo de cuatro meses”.

Publicidad

Sobre este tema de la cuestión energética, los portavoces se han querido detener. Con respecto a la reforma de la factura de la luz pactada, “bajaríamos la parte porcentual que corresponde al término fijo de potencia aumentando la parte proporcional del consumo”, ha explicado Echenique. “Que quien consume menos, pague menos y se premie el ahorro energético”, marca como objetivo. También se ha detenido en resaltar la introducción de la progresividad en las facturas: “Que los kilowatios de primera necesidad cuesten menos” 

Destaca también las modificaciones para que las familias puedan acceder más fácilmente al bono social. “Que la solicitud sea automática, cuando una familia tiene problemas económicos tiene que hacer una enorme cantidad de papeleo y eso conlleva retrasos en la concesión de la ayuda”, ha explicado, añadiendo: “Que sea automático, que se crucen las estadísticas para agilizar la concesión de las ayudas”.  También destacan el que “puedan beneficiarse de este bono social personas que contratan energía en empresas municipales y de titularidad pública”. Además, para Podemos, este aumento de gasto derivado del bono social debe caer sobre las energéticas, que obtienen “unos beneficios desorbitados que están obteniendo las eléctricas al mismo que sube la factura de la luz”.

También han querido poner en valor los acuerdos llegados en materia de vivienda, como que los constes de tramitación de un contrato de alquiler pasen a correr a cargo del arrendador y que se priorice la compra de edificios vacíos a los ayuntamientos, “antes que a los fondos buitres”, para impulsar el alquiler social, ha comentado Vera. “Se van a legislar medidas fiscales para todos aquellos grandes tenedores que no pongan al servicio del mercado y a precios asequibles las viviendas vacías”, ha recordado. 

En cuanto a la modificación de la senda de déficit del 1,3 al 1,8% pactado con Bruselas y que el PP y Ciudadanos quieren paralizar en las cámaras, han advertido desde Podemos que, si sale adelante el bloqueo de las derechas, “supondría un hachazo para las comunidades autónomas” y “sería peligroso”. Si no se amplía el déficit, las cuentas estatales contarían con un margen de 1.200 millones de euros menos. Para la formación morada, en ese caso, “esos 1.200 millones de euros se podrían sacar adelante con una aceleración del impuesto a la banca”.