Los otros lugares donde Vox tiene representación política

La mayor conquista política de la fuerza de extrema derecha Vox ha tenido lugar este fin de semana en Andalucía. El partido que repite incesante “¡viva España!”, defiende el catolicismo y la “reconquista” o hace guiños al franquismo parece de otra época, pero fue fundado hace tan solo cinco años. Su actual presidente, Santiago Abascal, fue parlamentario vasco del PP entre 2004 y 2009.

En las primeras elecciones a las que concurrió, entonces bajo la presidencia de Alejo Vidal-Quadras en las europeas de 2014, quedó en undécima posición con 246.833 votos (un 1,57% del total), obteniendo los mejores resultados en la ciudad autónoma de Melilla con un 5,96% de los votos y en la Comunidad de Madrid con un 3,64%. Los peores resultados los obtuvo en Cataluña y en el País Vasco.

Publicidad

De acuerdo con las últimas elecciones generales, celebradas en junio de 2016, Vox es hoy la la decimosexta fuerza política del país. Logró 47.182 votos, un 0,2% del total. De todas las fuerzas extraparlamentarias fue superado por el Partido Animalista Contra el Maltrato Animal (PACMA), que alcanzó los 286.702 votos, Recortes Cero-Grupo Verde, que obtuvo 51.907 y UpyD que obtuvo 50.247. Igualmente, Madrid y Ceuta fueron las circunscripciones donde tuvo más éxito.

Publicidad

Es la primera vez que Vox entra a un Parlamento autonómico. Vox no consiguió representación en las elecciones autonómicas de 2015, otra vez sus mejores resultados se dieron en Madrid y Ceuta, mientras en las municipales logró 22 concejales y dos pequeñas alcaldías, Cardeñuela Riopico (Burgos) y Barruelo del Valle (Valladolid), el primer municipio de 114 habitantes y el segundo de 62. Sin embargo, hay que añadir un tercer pueblo a sus dominios porque hace tan solo dos meses el alcalde de Guadiana del Caudillo (Badajoz) del PP se pasó a Vox. Esta última es la localidad más grande de sus dominios, con 2.544 habitantes.

En Cardeñuela de Riopico, cuatro de los cinco concejales son de Vox. Según el diario El País, el alcalde de Cardeñuela de Riopico, Nicasio Gómez, se muestra “absolutamente conforme con la línea que tiene Vox” en relación a asuntos como “el aborto, la unidad de España, no negociar con independentistas y hacer una política de ahorro”. En Barruelo del Valle, 30 de 44 electores votaron por el partido en 2015.

Al alcalde de Guadiana del Caudillo, Antonio Pozo, exmiembro del PP, la Fundación Francisco Franco le premió en diciembre de 2016 por “su labor destacada de la verdad histórica y de la memoria del Caudillo y su gran obra”. Dicho alcalde se niega a quitar “caudillo” del nombre del pueblo, tal y como contempla la Ley de Memoria Histórica, y organizó un referéndum cuyo resultado fue a favor de mantener la mención al dictador. Su paso del PP a Vox se debió, según explicó en una carta, a que la dirección del PP regional se ponía “de perfil” en asuntos que afectaban “directamente al pueblo”.