El programa de Podemos: jubilación anticipada para las kellys y fin de los contratos de semanas

966

Podemos ha presentado este lunes su programa electoral: un resumen de 264 medidas que no reflejan todas las intenciones o ideas del partido, pero que sirven para posicionar a la formación morada de cara a las elecciones del 28 de abril.

Dentro de este programa que el partido ha decidido editar en formato de Constitución de manera simbólica, hay un paquete de medidas laborales que contemplan la jubilación anticipada para las camareras de piso o ‘kellys’ o el fin de los contratos temporales que tienen menos de un mes de duración.

Como elemento clave, la formación morada ha propuesto un incremento de un salario mínimo de 1.200 euros en la próxima legislatura de acuerdo a lo establecido en la Carta Social Europea.

Publicidad

El partido, según han indicado fuentes internas, espera que esta subida sumada a la renta mínima garantizada de 600 euros –y hasta un máximo de 1.200 por hogar—sean medidas que empujen “los salarios al alza”.

Otras medidas estrella de la formación morada en materia laboral son:

– Situar a España en “la vanguardia mundial de la atención a la dependencia”. La idea del partido es crear un sistema público universal y suficiente de cuidados que aumentará el número de personas dependientes a 1,6 millones y creará hasta 400.000 empleos.

– En total, crear un millón empleos con sus planes de horizonte verde y nuevo modelo industrial, así como con del horizonte morado y horizonte de los cuidados y del horizonte digital y nueva economía.

– Eliminar las reformas laborales llevadas a cabo por el PP y PSOE

– Prohibir los contratos de menos de un mes y que los contratos temporales tendrán una duración de entre uno y seis meses. A partir de ahí el partido planea que todos los contratos sean indefinidos.

– Acabar con la brecha salarial, a través de una ley de igualdad retributiva que analizará las remuneraciones y considerará discriminación las brechas de más del 20% en las retribuciones de las empresas de manera que deberán justificarse ante los tribunales. Las grandes empresas estarán obligadas a hacer auditorias salariales y enfrentarse a sanciones cuando incumplan.

– Limitar la subcontratación a servicios especiales ajenos a la actividad principal de la empresa.

– Acabar con el fraude de las horas extra para que las empresas registren las horas extra y las paguen. En empleos a tiempo parcial, la formación morada anuncia que cualquier hora de trabajo debe ser extraordinaria y pagarse como tal.

– Las relaciones laborales serán por cuenta ajena cuando la persona autónoma tenga una única vía de ingresos relevante. La formación morada propone obligar a la contratación a estas personas.

– Frenar la uberización de la economía. Las personas que dependan de «estas plataformas», aunque el partido no define cuáles, también serán considerados trabajadores y trabajadoras por cuenta ajena.

– Garantizar los derechos a los sectores más precarizados. Las camareras de piso o “kellys” tendrán “un contrato directo por el establecimiento hotelero y posibilidad de jubilarse de manera anticipada” y se ratificará el convenio 189 de la OIT para la integración de las trabajadoras del hogar en el régimen de la seguridad social. Así tendrían prestación por desempleo o protecciones frente al despido.