Cuidado con las ofertas de última hora: el ‘cibercrimen vacacional’ se dispara

2
fraudes_internet
Los usuarios deben extremar su precaución ante correos no deseados con ofertas vacacionales excesivas o premios inesperados. / shutterstock.com

Los hackers intentan “hacer su agosto” cada verano y este año conviene extremar la precaución a la hora de reservar las vacaciones a través de Internet, puesto que se han multiplicado por cuatro las amenazas y los intentos de estafa.

Publicidad

Los hackers aprovechan cualquier momento relevante del año para adaptar sus amenazas de seguridad e intentar engañar a los usuarios con ganchos llamativos o prometiendo ofertas especiales.

Publicidad

Este verano, la industria del cibercrimen se ha adaptado a la realidad económica de muchos españoles que han tenido que posponer la contratación de sus vacaciones a expensas de encontrar “ofertas de última hora” que les pemitieran ahorrarse algunos euros al comprar los billetes de su viaje o al reservar su hotel en el destino elegido.

Los ciberdelincuentes “no cierran por vacaciones”, es más, este año parecen estar más activos que nunca y han fijado su objetivo en esos usuarios especialistas en encontrar chollos vacacionales y ofertas de última hora.

En los últimos días se han registrado campañas masivas de spam que tratan de engañar a los usuarios con vuelos, alojamientos y paquetes vacacionales completos a precios muy atractivos. Las ofertas, sin embargo, conducen a páginas web que imitan en apariencia a agencias online conocidas, aunque en realidad se trata de portales creados para la ocasión a imagen y semejanza de compañías aéreas o mayoristas vacacionales. A través de ellas, los hackers buscan hacerse con información personal de los usuarios que, incautamente, intentan adquirir la ganga introduciendo sus datos bancarios.

Otra modalidad de estafa online que también ha experimentado un importante crecimiento este verano son los correos electrónicos no deseados que llegan a las bandejas de entrada de los internautas con confirmaciones de vuelos y alojamientos o inesperados premios en los que les ha tocado un viaje.

Para beneficiarse tanto del premio como de esa reserva “que no ha sido realizada, pero que ya está pagada”, el consumidor es dirigido también a una página en la que debe introducir sus datos personales y, posiblemente, sus datos bancarios o números de su tarjeta de crédito. En los últimos días una estafa muy extendida prometía a través del correo electrónico un viaje a Turquía para el que sólo había que abonar las tasas de vuelo para confirmar la reserva.

Los ciberdelincuentes utilizan toda esta información sensible recopilada para venderla en los mercados negros de Internet, donde se pueden llegar a pagar más de 50 euros por adquirir los datos bancarios de un usuario.

Para evitar este tipo de estafas, es necesario actuar con mucha precaución y sentido común. Cualquier correo no deseado que llegue a nuestro buzón de correo debería ser eliminado de manera inmediata sin pulsar en ninguno de los enlaces que incluya y sin abrir tampoco los archivos adjuntos que pudiera contener. De hecho, lo mejor es ni siquiera abrirlo, porque al hacerlo ya estamos indicando al remitente, al menos, que nuestra cuenta está activa.

Aunque no hayamos recibido un correo sospechoso y nos dispongamos a comprar un viaje a través de Internet utilizando un buscador de precios o páginas de ventas de vuelos, desde la compañía de seguridad GData recomiendan no dejarse llevar por las gangas y los lujos a precios muy reducidos y comprobar siempre a quién se le está comprando el paquete vacacional.

En este sentido, se debe chequear siempre que el proveedor del viaje sea de confianza, buscando en su página web una dirección física, unos datos de contacto y un servicio de atención al cliente, así como información sobre las condiciones generales de cualquier contratación y que tiene una política de privacidad de datos.

También es necesario leer la letra pequeña de los contratos. Las ofertas pueden ofrecer servicios muy básicos que luego incluyan costes adicionales invisibles.

Leave A Reply

Your email address will not be published.