Permisos de paternidad: alertan de reformas regresivas con “apariencia de igualdad”

  • La Plataforma por Permisos Iguales e Intransferibles de Nacimiento y Adopción (PPiiNA) pide 16 semanas de baja para madres y padres
  • Denuncian que esta propuesta, que fue llevada al Congreso por Unidos Podemos, permanece congelada y piden que se debata
  • Creen que las iniciativas que PSOE y Ciudadanos han propuesto durante la legislatura tienen "apariencia de igualdad", pero refuerzan ala figura del padre auxiliar y no al corresponsable

0

La Plataforma por Permisos Iguales e Intransferibles de Nacimiento y Adopción (PPiiNA) lleva años esperando a que su propuesta de permisos igualitarios de paternidad y maternidad se convierta en ley. Unidos Podemos la llevó a la Cámara Baja en esta legislatura, pero sufrió el veto del Gobierno y ahora permanece congelada a la espera de que se reactive. Mientras, sus promotores alertan de que surgen propuestas de otros partidos “con apariencia de igualdad”, como las de PSOE y Ciudadanos, que, una vez puestas en marcha, pueden ser muy difíciles de revertir. Pese a que hay consenso en la ampliación de estos permisos, a la hora de la verdad, las propuestas del arco parlamentario incluyen muchos matices y los avances son lentos.

El actual modelo de bajas por maternidad y paternidad reserva 16 semanas para la madre, de las que seis son obligatorias, ininterrumpidas e intransferibles, y cuatro para el padre. El modelo PPiina establece permisos iguales. Dos semanas al inicio de obligado cumplimiento y disfrute para ambos, otras cuatro obligatorias y 10 más voluntarias, fraccionables e intransferibles. Es decir, si los dos progenitores agotaran los plazos y se turnaran en sus bajas, el bebé podría estar acompañado unos siete meses y medio. Esta sería la forma de acabar con la “división sexual del trabajo”: las bajas serían iguales, intransferibles y pagadas al 100%. Con este reparto, la plataforma quiere que los hombres se hagan verdaderamente corresponsables y haya un periodo en el que puedan cuidar en solitario de sus hijos mientras sus madres continúan con su carrera profesional sin que la maternidad les penalice.

Aunque esta asociación lleva trabajando desde 2005 en esta cuestión, considera que es un momento “importante” para exigir la igualdad de los permisos por tres circunstancias: el triunfo de la manifestación feminista del pasado 8 de marzo, las medidas que estudian Comunidades Autónomas como el País Vasco para equiparar permisos paternales y el largo recorrido que tiene la propia propuesta, que se presentó por primera vez en 2011.

Publicidad

En una carta abierta enviada a todos los grupos políticos el pasado 16 de abril alertaban de que siguen asistiendo a “un torrente de declaraciones institucionales, proposiciones no de ley, leyes sin presupuesto y complejas leyes ‘paraguas’ que no aterrizan, pactos de estado de contenido ‘light’ y otros mecanismos dirigidos a la falta de voluntas  política para combatir la desigualdad”.

La propuesta de PPiina sobre la ampliación de los permisos paterniales. / Fuente: PPiina

En un desayuno de prensa celebrado este martes, han alertado de que, además de tener la ley de Podemos retenida en el Congreso, algunos partidos han presentado medidas “regresivas” que pueden tener efectos irreversibles si se llegan a aplicar y se asienta su uso social, ya que refuerzan el “estatus de comparsa de los padres”, en vez de igualarse con las madres.

Las "trampas" políticas

Durante los últimos años ha habido avances significativos y se ha ampliado hasta un mes la baja de los padres. Sin embargo, María Pazos, miembro de la plataforma, ha alertado de la “letra pequeña” de algunas reformas que proponen los partidos. En los Presupuestos Generales del Estado de 2018, se amplía hasta cinco las semanas el permiso para los padres, gracias al acuerdo Ciudadanos-PP. Sin embargo, para PPiiNA no es suficiente, ya que cree deben de ser ininterrumpidas para dar más libertad a la pareja no tiene libertad para organizarse según sus necesidades.

A los integrantes de esta plataforma tampoco les convence la Proposición de Ley para Garantizar la Igualdad de Trato y de Oportunidades entre Mujeres y Hombres en el Empleo y la Ocupación que presentó el PSOE y que buscaba, precisamente, la igualdad. En ella se introduce un permiso para el segundo progenitor de seis semanas obligatorias, pero ininterrumpidas. “Así se les impide quedarse a solas a cargo del bebé, iniciarse en los cuidados y forjar el vínculo afectivo que les hace cambiar su actitud ante sus criaturas”, explicaba la citada carta de abril.

Ahora que el Tribunal Constitucional ha fallado a favor de los grupos parlamentarios contra el veto del Gobierno a sus propuestas, esta plataforma ha recuperado la esperanza de que la ley pase el trámite y se pueda debatir en el pleno del Congreso. Ese es su objetivo. “Los partidos tendrán que definirse”, aseveran desde la plataforma.

 

Leave A Reply

Your email address will not be published.