Quítate tu ‘pa’ ponerme yo

13

El coordinador federal de IU, Cayo Lara, ayer, durante la conferencia de prensa que ofreció en la sede del partido. / Kote Rodrigo (Efe).

A veces, las cosas apestan. Apesta la desregulación financiera internacional que condena a la miseria y a la muerte a millones de personas en el planeta, apestan los paraísos fiscales y apesta también la respuesta de la Iglesia a los casos de pederastia protagonizados por sus sacerdotes. Apesta el amparo que ha prestado y sigue prestando Occidente a los regímenes corruptos y asesinos del norte de África y apestan la maldita televisión y las cunetas de media España, trufadas todavía, 75 años después, de rojos descerrajados y sin un entierro en condiciones. Apestan los bancos y apesta también la elección de cientos de imputados en las municipales y autonómicas. Y apesta, por supuesto, nuestro sistema electoral, que acuchilla a unas minorías que lo son solo gracias al perverso método de reparto de escaños que perpetra la legislación vigente.

Hay otras cosas que también apestan. Por ejemplo, las campañas ‘a degüello’ que vienen protagonizado desde el pasado 22 de mayo aquellos que no consiguen ver más allá de sus narices, esos que no han entendido nada de lo que ha pasado tras el 15M  y que se han empeñado en echarle la culpa a Izquierda Unida de la catástrofe electoral de los socialistas. Eso también apesta, aunque el Gran Wyoming no se haya enterado todavía. Los comunicados de prensa que redacta José Morales (jefe de prensa de IU)  me merecen, cuando menos, la misma credibilidad que los que elabora el equipo que lidera Carlos Hernández en Ferraz. El problema es que los comunicados del amigo Morales salen un día después y no los publica ni dios. Los que sí se publican son los del PSOE, que el pasado jueves hacía circular un dossier de 20 folios en el que se dejaba caer que Izquierda Unida iba a regalar al PP entre 90 y 100 alcaldías.

Algunas veces se me saltan los palos del sombrajo, como le ocurrió el otro día a la Blanca Paloma durante la jornada grande de El Rocío. Y ayer se me volvieron a saltar los palos esos cuando escuché al  coordinador federal de IU, Cayo Lara, pedir perdón a los votantes progresistas que se hayan podido sentir decepcionados por la llegada del PP a algunos ayuntamientos con mayorías de izquierda. Me pareció patético y, al tiempo, conmovedor, entre otras cosas, porque todavía no he escuchado a ningún dirigente socialista pedir perdón a los votantes progresistas por determinadas decisiones tomadas en determinados ayuntamientos en los que, pudiendo gobernar la izquierda, gobernará la derecha gracias, ésta vez, a la ‘pinza popularsocialista’.

Y no estamos hablando de pequeños ayuntamientos, estamos hablando de capitales de provincia. Gracias a Izquierda Unida, el PSOE se ha hecho con las alcaldías de Segovia, Toledo y Zaragoza. Sin embargo, los socialistas han entregado a la derecha foral el Ayuntamiento de Pamplona (con votos suficientes para sumar una mayoría progresista entre NaBai, PSOE, IU y Bildu), tal y como ya hizo antes con el Gobierno regional para desesperación de los progresistas navarros. Y lo cierto es que no he escuchado a ningún dirigente socialista (ni caducado ni sin caducar) pedir disculpas por eso.  Quizás sea porque ya se sabe que las cosas de los vascos y de los navarros no las entiende nadie y no suman como las del resto de los municipios españoles. Lo que tengo claro, porque soy de allí y me lo han contado, es que la frustración de un progresista navarro se parece mucho a la de un progresista extremeño que ve cómo PSOE e IU no se ponen de acuerdo y entregan la comunidad a los de la gaviota.

En la nota de prensa que difundió ayer Izquierda Unida, que casi nadie publicará, se precisa también que el voto de sus concejales era decisivo en la constitución de 315 ayuntamientos y que en un 83% de los mismos se han conseguido mayorías de izquierda. De hecho, IU ha facilitado alcaldías al PSOE en todos los municipios de más de 50.000 habitantes donde sus votos eran decisivos, excepto en Cosalada, debido a las “situaciones irregulares extraordinarias que hay en este municipio”, recuerda IU.

Y recuerda algunas otras cosas. Por ejemplo, que en Carmona (Sevilla) gobierna el PP debido a la abstención de los cuatro ediles del PSOE o que en Tarazona de La Mancha (Albacete) la lista más votada (IU) no tuvo el apoyo de los concejales socialistas, que se decantaron por dejar gobernar al PP.

“El PSOE”, subraya IU, “ha dejado también fuera del gobierno municipal a IU en Esquivias (Toledo), mientras en Trevelez (Granada) el PSOE pactó con el único concejal del PP  para dejar fuera del gobierno municipal a los tres concejales de IU.” Más llamativo es el caso de Cardeña (Córdoba), donde los cuatro concejales del PSOE votaron a la única edil que había conseguido el PP, que, a estas horas, ya es alcaldesa de la localidad.

Y la antología de la pinza popularsocialista se desparrama como mosquito en arrozal y deja otras perlas memorables en el patrio mapa consistorial. En Fuenteheridos (Huelva), el concejal del PP dio la alcaldía al candidato del PSOE pese a ser IU la lista más votada y en Polopo (Granada) el PSOE pactó con el PP para impedir la alcaldía de IU. En Cangas de Narcea (Asturias) gobierna el PP gracias al apoyo de los cuatro ediles del PSOE, dejando fuera a los seis de IU-Los Verdes, la lista más votada. En otros 15 ayuntamientos el PSOE ha impedido gobiernos de izquierda con otras formaciones políticas progresistas. Por ejemplo, en Moaña (Galicia); Los Llanos de Aridane y Santa Cruz de la Palma (Canarias); Partaloa y Almuñecar (Andalucía); Burlada, Egües, Zizur Mayor, Barañain y Estella (Navarra).

Y llegados al folio y medio nos quedarían dos cosas por decir. La primera, que el amigo Morales hace unas notas de prensa estupendas. La segunda, que las explicaciones de IU no deberían entenderse como una justificación, sino como el derecho que tienen los ninguneados a ningunear, como el derecho que tiene un partido plural a dejar en manos de sus organizaciones territoriales  cierto tipo de decisiones, como el derecho que tiene cualquiera a cuestionar si merece la pena, o no, apostar por los que han apostado por la reforma laboral, la ampliación de la edad de jubilación o la quiebra de los derechos de los trabajadores en la reforma de la negociación colectiva. ¿Y por qué coño tendrían que apoyar los concejales de IU la deriva de los socialistas hacia el abismo economicista, pacato y neoliberal? Estaremos atentos (sic).

13 Comments
  1. manolo sevilla says

    killo cada dia estas mas extremista
    jajaj

  2. ca says

    Que pena que la gente no se entere y no se quiera enterar de todo lo que pasa.

  3. Luis M. González says

    Que plumas y que plumaje se pierde la prensa comercial y de opereta. Exelente crónica de la política que no sale en los telediarios ni en las portadas «ni despacio ni deprisa».
    Aunque haya que insistir, no obstante, que las izquierdas, lo normal, es que se pongan de acuerdo. Pero, como bien afirma el Pascual, la burra por lo que vale.

  4. Temprano says

    Si algo de eso es mentira que alguien lo diga y demuestre

  5. antordonez says

    como siempre muy fino y acertado

  6. León says

    Es el poder espiritual o el terrenal que debe guiar al hombre disperso en su existencia? Pues va a ser el de siempre, ese vínculo de valor abstracto que ahora dicen los bancos que escasea, no mirando a sus propias despensas. No hay que olvidar que el abstracto poder del dinero fundamenta al poder ejercido sobre cualquier individuo. Las apariencias del juego político en tiempos de cambio no deberían perder la dignidad,tal que una especie apreciada que ayuda a digerir cualquier comida pesada.

  7. Zaratustra says

    A cada cual su dosis de asco, el que se dan PSOE e IU, dizque hermanastros a mayor ganancia de las carteras de las derechas

  8. Marcosher says

    IU no tiene por que pactar siempre con PSOE, debido al rumbo cada vez más derechista del Partido Capitalista Burgués Español. Estos pretenden utilizar los votos de IU para apuntalar su hegemonía sin dar nada a cambio, por eso prefiere dar el poder al PP que pactar un poder de izquierda, aunque tenga solo un polvillo popular.

  9. FRANCISCO PLAZA PIERI says

    Al señor Cayo Lara debió enturbiársele ayer su mirada. Una mala jugada… Visual… ¿Cómo puede ser un hombre de primera tan torpe como para asomar, ni siquira un dedo de sus manos por un lugar vedado? ¡Y tanto!
    Comprendo que el hombre, nuestro personaje en cuestión ande un tanto obnubilado por su triunfo. Véase… Pero, sabiendo o intuyendo que en el lugar de autos los que andarían por allí serían verdaderos hombres de izquierdas, ¿qué pintaba él por esos lares? ¡Un señor que, con los suyos y los del PP andan constituyendo municipios aquí o allá.
    ¿Acaso nuestro héroe piensa, como el héroe de los TBOs, llegar a las nubes? ¡No! Que no he pensado en las galaxias…
    Cayo Lara, tú, como tu nombre indica, a lo más que aspiras es al pasado…
    ¡No sueñes, criatura!

  10. Manuel says

    Muy bueno el artículo. Lo único que al Gran Wyoming le he visto echar rapapolvos satírico tanto al PSOE como a IU por haber contribuido los dos en varios ayuntamientos a que gobierne al PP, así que no sé a que te refieres con lo de que el Gran Wyoming no se enteró…

  11. Administrador says

    Será que yo solo le vi el rapapolvo a IU Manuel: abre la muralla al PP, cierra la muraya al PSOE. Solo me refiero a eso.

  12. Teniente Granell says

    Pues me temo, amigo mío, que no va a encontrar un caso comparable al que hemos conocido hoy: IU- Extremadura ha decidido que el PP va a gobernar la comunidad autónoma extemeña. Ah! Se me olvidaba, que usted cree que el PSOE debía haber formado gobierno en Navarra con Bildu, formación política de impecable trayectoria izquierdista (por eso está ahí Eusko Alkartasuna) y demokrática (como ya se está poniendo de manifiesto en los municipios que han empezado a gobernar, pero de esto mejor no hablamos ¿no?).

Leave A Reply

Your email address will not be published.