Los impulsores de ‘Ocupa el Congreso’ y la C-25S coordinan sus acciones de nuevo en busca de una protesta pacífica y masiva

2
Un momento de la asamblea celebrada ayer, día 13, por la Coordinadora 25-S en la Plaza del Carmen de Madrid. / A. T. F.

Quedan poco más de diez días para que el 25 de septiembre se rodee el Congreso, poco menos de 24 horas para que miles de personas confluyan en Madrid para protestar contra las medidas del Gobierno y exigir un referéndum y los políticos y banqueros siguen a lo suyo mientras la calle calienta motores. El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, habla con la prensa finlandesa sobre si habrá o no habrá rescate de España. El ministro de Economía, Luis de Guindos, dice en el Congreso sin sonrojo que no hay dinero para prestaciones sociales si no crece la economía, después de que su partido y el PSOE pactasen un cambio constitucional para que cada euro que entre en las arcas públicas vaya prioritariamente a pagar a la banca y de que sus políticas estén hundiendo al país en una recesión cada vez más profunda. La rescatada Bankia sigue con su agenda de desahucios (el lunes, Vallecas). Con ese panorama y el calendario de protestas ya en marcha, se multiplican los gestos para hacer frente común entre quienes quieren que se ponga fin a la deriva, colectivos que aunque entre unos y otros mantengan una actitud crítica entre sí, apoyan sus respectivas acciones. Desde el 15M hacia el 15S. Desde el 25S hacia la Cumbre Social. La Plataforma ¡En Pie!, impulsores originales de la acción de rodear el Congreso de los Diputados el próximo 25 de septiembre, y la Coordinadora 25S, movimiento surgido posteriormente con la intención de consensuar la iniciativa entre diferentes colectivos, a pesar de sus diferencias, han decidido sumar fuerzas allí donde coinciden.  

“La acción está cada vez más coordinada entre la Plataforma ¡En Pie! y la Coordinadora 25S”, fueron las palabras que utilizaron ayer miembros del grupo de Acción de la Coordinadora en la Asamblea Informativa que tuvo lugar en la Plaza del Carmen de Madrid para ir borrando la sensación de alejamiento que supuso la salida de la Coordinadora del grupo impulsor. En concreto, según explicaron posteriormente a cuartopoder.es, uno de los puntos que más claro tienen ambos grupos es promover una acción que no sea violenta.

Publicidad

El espíritu que motiva esta búsqueda de acción lo más coordinada posible, que incluye tratar de evitar que la gente se desmotive debido a la existencia de dos acciones diferentes, se recoge en las actas de la reunión del Grupo de Acción que tuvo lugar el pasado día 10, reunión a la que acudió una integrante de la Plataforma ¡En Pie! y en la que desde la Coordinadora plantearon la necesidad de "dejar claro si hay una o dos convocatorias y una o dos estrategias de movilización, para evitar el caos. Es necesaria la claridad para no confundir, y que no haya consignas contradictorias. La movilización va a ser complicada ya de por sí, aunque solo sea una. Hay que intentar que la acción en sí, en su logística, no esté duplicada".

Ante la lógica de esta afirmación, se avanzó en la posibilidad de integrar acciones empezando por el recorrido inicial hacia el Congreso. La Coordinadora parte de Plaza de España hacia Sol y del Paseo del Prado a Neptuno y Cibeles, y la Plataforma  ha planeado salir desde Plaza de España, Cibeles y Neptuno. Como los primeros plantean iniciar la marcha a las 17,30 horas y los segundos a las 18,00 horas, unificar los recorridos sería posible si los primeros pasan por los puntos de partida de los segundos. También se ha tratado la posibilidad de utilizar los puntos de salida definidos por la Plataforma ¡En Pie! como lo que en la Coordinadora denominan "puntos de reagrupación" para las horas siguientes al comienzo de la acción de rodear el Congreso.

En la Coordinadora se están trabajando, además, propuestas de diferentes colectivos para lo que denominan “llenar de contenido” la acción del 25S. Acciones desde los alrededores del Congreso a cualquier punto de la geografía nacional, que pueden incluir iniciativas como la que se planteó ayer de cubrir de crespones negros en señal de duelo el Monumento a la Constitución de los jardines del Museo de Ciencias Naturales o un llamamiento generalizado a acciones individuales de desobediencia civil. Está por decidir.

Acampar o no acampar ¿Esa es la cuestión?

El punto que sigue sin estar consensuado entre ambos impulsores del 25S es “la permanencia” en los alrededores del Congreso. “Muchos tenemos la idea de que el movimiento sea indefinido en el tiempo, no en el espacio”, es decir, continuar con acciones desde el 25S hasta lograr los objetivos planteados pero no necesariamente permaneciendo en torno al Parlamento, explicaron en la Asamblea de ayer desde el Grupo de Acción. Otra cosa es lo que surja espontáneamente, reconocen. Muchos de los impulsores de la Coordinadora forman parte del movimiento 15M y saben bien que no se puede planear una respuesta social como la que surgió en Madrid en el pasado ejercicio, que la chispa prende por factores que hoy por hoy no pueden preverse en su totalidad y que incluyen la respuesta policial y desde luego la respuesta social a la llamada a la acción de los impulsores.

Hoy por hoy, mientras en la Coordinadora “no se ve” lo de permanecer indefinidamente en torno a las Cortes, en la Plataforma ¡En Pie! aún no han anunciado que cambien la acción tal y como estaba planteada en principio, que incluía una permanencia indefinida en torno a las Cortes.

En la coordinadora hablan de acercamiento de posturas también en este aspecto aunque por el momento lo último que se sabe al respecto de la Plataforma ¡En Pie! aparece en las citadas actas del Grupo de Acción del día 10, cuando desde la propia coordinadora comentan: "Nosotros, como Grupo de Acción, tenemos definido que sea una acción indefinida en el tiempo y no en el espacio. Ellos pretenden acampar, y están en su derecho de hacerlo,  pero nosotros no nos vemos con fuerza para realizar una acampada. Desde aquí se les ayudará en lo que se pueda, pero no lo vamos a organizar ni a hacer en principio. También se comenta la importancia de coordinar con comunicación para llamar a los colectivos para que cada uno haga lo que considere en el perímetro del rodeo".

Por otro lado, en una entrevista publicada en su blog el pasado 6 de septiembre, una de las integrantes de la Plataforma ¡En Pie! hablaba de la necesidad de relevos para mantener el rodeo al Congreso hasta lograr los objetivos planteados, que son, recordaba, “la dimisión del Gobierno, la disolución de las Cortes y la disolución de la Jefatura del Estado y a partir de ahí un proceso de transición en el que la soberanía sea ejercida realmente por el pueblo”. Y añadía: “Nos encantaría llegar y que a la media hora dimitiera el Gobierno”. Tras reconocer que esto es muy improbable, pedía que “quien no vaya el 25, vaya el 26 y si no el 28”.

Si es pacífico, no hay sedición

La Asamblea Informativa de la Coordinadora 25S tuvo ayer una invitada a quien se dirigieron buena parte de las preguntas de los allí congregados: una abogada miembro de la Comisión de Legal Sol, que es un grupo de unos 20 letrados surgido con el movimiento 15M que defiende a sus integrantes de acciones policiales y sanciones administrativas, y que ha decidido dar cobertura al movimiento 25S tanto con abogados de guardia como a través de las redes sociales.

Para tranquilizar sobre uno de los puntos que más preocupa a quienes quieren acudir el 25S a rodear el Congreso, la posibilidad de ser condenado a penas de cárcel si la protesta se considera que incurre en un delito de sedición, la integrante de Legal Sol aclaró que “para que ese delito se produzca tiene que haber alteración de la vida parlamentaria” y que “como es una acción no violenta, no debería darse esa situación”.

La casuística que esperan para ese día, "sin perjuicio de que por poder, te pueden acusar de lo que quieran", será la "imposición de sanciones administrativas, denuncias por alteración del orden público, desobediencia, etc.". Una operativa que alcanzó tal ritmo en los cuatro días de celebración de aniversario del 15M entre el 12 y el 15 de mayo de este año, que elevó el dinero reclamado en sanciones a más de 100.000 euros.

2 Comments
  1. allende says

Leave A Reply

Your email address will not be published.