Democracia vs miedo: el PSOE quiere ser “un dique de contención” contra Vox

  • El PSOE ha ganado las elecciones en Andalucía, pero a costa de una derrota histórica y de la pérdida de 14 diputados
  • Emerge el discurso antifascista: Díaz y Ábalos han apelado a las fuerzas "constitucionalistas" y "europeístas" para que den "la batalla de la democracia frente al miedo"

5

El PSOE ha ganado las elecciones en Andalucía, pero a costa de una derrota histórica y de la pérdida de 14 diputados. El partido que lidera Susana Díaz se ha desplomado desde los 47 escaños de 2015 hasta los 33. Por primera vez, se abren las puertas de San Telmo a un gobierno de derechas. Los 26 escaños del PP, los 21 de Ciudadanos y los 12 del ultraderechista Vox suman 59. Como ya hizo en campaña, Díaz ha prevenido contra Vox y se ha agarrado a la necesidad de construir “un dique de contención contra la extrema derecha” para pedir el voto a los "constitucionalistas". Junto a la extrema derecha, en Andalucía se desempolva también el discurso antifascista.

La noche del domingo ha constatado el fracaso de las izquierdas. Adelante Andalucía ha sacado tres escaños menos que en 2015, cuando se presentaron por separado Podemos e Izquierda Unida y lograron 20. Por tanto, sus 17 diputados autonómicos tampoco podrían sostener el Gobierno de Díaz. Si los socialistas querían un "territorio libre de derechas", como dijo Ángeles Ferriz a este medio, las urnas han colocado a Vox en el Parlamento autonómico. Solo un desacuerdo entre los tres partidos (especialmente entre Vox y Ciudadanos) podría truncar un cambio hacia la derecha, que ahora está fragmentada.

A la luz de los resultados, la campaña del PSOE de Andalucía ha sido un fracaso. No han logrado movilizar a su electorado, ni siquiera con las advertencias sobre Vox, que solo han conseguido dar espacio a la formación ultraderechista, pero sin agitar en el voto socialista. Aunque Susana Díaz había apostado por una campaña en la que solo se hablase de Andalucía, las formaciones que han aumentado sus escaños lo han hecho colocando en el centro un discurso con ecos nacionales. Al final, sí sale rentable seguir hablando de Catalunya.

Publicidad

Ahora Díaz ha decidido quemar otro cartucho para intentar quedarse en San Telmo. Ha apelado a la división de fuerzas en dos bandos: los demócratas y los ultraderechistas, que "quiebran de la convivencia", hacen discursos "xenófobos" y justifican la violencia. Con el semblante serio que merece una noche "triste" para el PSOE, ha recordado que ha sido su partido el que ha ganado las elecciones. Ha prometido, por tanto, que llamará al resto de fuerzas políticas para saber "si quieren vincular sus votos a la extrema derecha" o "quiere impedir" que sean la llave del cambio de Gobierno. En este nuevo escenario, quizá haya faltado algo de autocrítica por parte de la expresidenta de la Junta.

Con el mismo tono de seriedad compareció minutos después el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, en Ferraz. También con el mismo mensaje hacia las fuerzas que se consideran "constitucionalistas" y "europeístas". Piden que den "la batalla de la democracia frente al miedo". Al ministro de Fomento tampoco le ha gustado la "reconquista" que pretende iniciar Vox, una palabra que más que a "cambio" le "suena a otros periodos de la historia".

Pocos minutos antes, Ciudadanos y PP habían confirmado que habrá un cambio de Gobierno y que optarán a liderarlo, una situación con la que también ha ironizado Ábalos: "La Junta de Andalucía necesita un presidente en todo caso, pero no tres".

Díaz: de derrota en derrota

En 2015, el PSOE de Susana Díaz logró 47 escaños. El resultado no fue brillante y provocó que se tardase unos 80 días en formar gobierno, al no tener mayoría absoluta. Finalmente, fue Ciudadanos el que selló un acuerdo para dar soporte a los socialistas durante la legislatura con sus 9 diputados, un apoyo que parece que Juan Marín, disparado hasta los 21 escaños, no va a reeditar. El equipo de Díaz daba por descontado que el PSOE ganaría las elecciones este domingo, aunque pensaban que los pactos poselectorales serían complicados . Sin embargo, este resultado era totalmente inesperado. La encuesta del CIS tampoco acertó.

Para esta campaña, Díaz había optado por centrarse en las propuestas puramente andaluzas y evitar la 'contaminación' del debate nacional. Pedro Sánchez solo ha coincidido en dos actos con la expresidenta de la Junta de Andalucía, mientras el resto de líderes nacionales se han volcado con sus candidatos. De hecho, Susana Díaz ha seguido los resultados en el hotel Meliá Sevilla, mientras el presidente del Gobierno ha decidido hacerlo en la madrileña sede de Ferraz con su equipo. Ahora tendrán que abrir un proceso de reflexión sobre qué ha fallado.

Tras esta debacle se abren varias incógnitas. Entre ellas, si esta primera derrota influirá en la convocatoria de elecciones a nivel estatal que tiene en su mano el presidente del Gobierno central. Primera lección que deja Andalucía: es mejor no fiarse del CIS. El propio Pablo Casado, dirigente del PP, ya había sentenciado que "si Susana Díaz tiene que dejar San Telmo, a Pedro Sánchez le quedan dos telediarios como presidente".

Sin embargo, Sánchez aparece en pocas ocasiones en las fotografías de los actos, que se han convertido este domingo en las imágenes que han fraguado la derrota. Los que antaño fueron enemigos en las primarias del PSOE, son dos perfiles muy diferentes y Ferraz se esforzará por marcar esas distancias. Que el PSOE pueda perder por primera vez en 36 años el Gobierno de Andalucía coloca en una situación de debilidad evidente a la que fue rival de Pedro Sánchez. Perdió las primarias para la Secretaría general del PSOE en 2017 y ahora puede perder San Telmo.

"¿Le conviene al PP el candidato que ha tenido las dos derrotas electorales más grandes o la candidata que le gana por 10 puntos?", le preguntaba Díaz a Sánchez en el debate durante las primarias del PSOE en las que ambos se enfrentaron en 2017. Quizá ese interrogante se vuelva como bumerán hacia la mujer que este domingo ha ganado las elecciones de Andalucía, pero ha cosechado uno de los peores fracasos del PSOE en Andalucía.

5 Comments
  1. Farrack says

    Venga sociatas, a demostrar si sabéis hacer algo o valéis para trabajar. Lo malo es que lleváis décadas viviendo del cuento y ahora, con cuarenta y pico ó cincuenta y pico años, lo mismo, fuera de lo Público no se os quiere para nada porque para nada servís.
    Que os vayan dando por donde se empiezan los canastos.

  2. Wendix says

    Si la izquierda quiere hacer políticas de derechas esto es lo que ocurre, pierdes las elecciones y con ella la dignidad… El votante de izquierdas es exigente y no permite traiciones…

  3. florentino del Amo Antolin says

    Que puedan influír en un parlamento aquellos que quieren suprimirlo, dice todo. Aquí hay unos culpables bien señalados, que debieran salir pitando. Una campaña Rubalcaba que termina ganando el bipartidísmo oculto; esta Susana metió a Ciutadans en Andalucía, el 155 en Catalunya, diciendo en campaña: ¡ Nosotros lo hubiesemos implantando antes !. El populísmo gratuíto para ganar voto fácil… Es un boumerang letal. Así, como presumir de unos valores que hace demasiados años abandonaron; que fueron vendidos por puertas giratórias y cargos en la villa y corte.
    El mostruo creado, ya camina bien pertrechado entre subvenciones de reconditas nebulosas…
    Estaban las piezas ahí desde el 36 39, fueron montando tal engendro, con los años, los silencios vergonzosos de llamar democrácia a la sublevación, fabricando otro País entre muertos, asesinados por ideas extremístas de un franquismo colonialísta catolico y cruzado con el miedo impuesto…
    Ahora todos parecerán democrátas… ¡ Sin haber condenado el genocidio franquísta !. Un pueblo, que olvidó el daño, el dolor de sus hijos y la vida de todos ellos, comenzando por Blas Infante. ¡ A por ellos, a por ellos !. ¿ Quienes son los otros ?… ¿ Todos los que no pensamos como ellos ?. ¡ Han ganado las sombras !, la tenue luz de la rendija democráta, se vé obstuída por la maleza, musgo, liquenes invasores, taponando la história de la verdad, la justicia y la reparación. Ayer, un día más…

  4. Julio Loras Zaera says

    El PSOE no puede ser un dique para los fascistas de Vox, a no ser que se regenere sustancialmente (con purgas incluso) y empiece a hacer verdadera política de izquierdas. Mientras no haga eso, aumentará el caudal de los fascistas. Además,, en caso de que hiciera lo necesario, no sería suficiente. Debería contar con Adelante Andalucía y con los sindicatos y movimientos sociales.

  5. ninja45 says

    Hicieron varios debates electorales, publicitados como si fuera un hito
    extraordinario y hablaron largo y tendido de Cataluña. Habían dicho y
    repetido que el problema catalán era el asunto más grave de España.
    Debía de serlo, aunque sólo para justificar represiones, no para
    plantear soluciones. Pero como de todo hay que sacar virtud, la ausencia
    de líderes en el conflicto catalán, al estar casi todos encarcelados,
    auguraba unos días sin vapuleo en los micrófonos ni mamporrazos en los
    mítines, con Cataluña usada como carnaza para atraer los votos más
    biliosos. Sin embargo, duró poco el respiro porque el ogro catalán es
    tan útil para asustar a los niños que pronto volvió al ruedo ibérico y
    se desgañitaron las cuerdas vocales de los sufridos patriotas españoles,
    gritando «miedo». Y así fué como se desato la furia flamenca de Susana y
    en los arrabales de Ciudadanos sacaron su pecho de héroes depilados y
    relataron su dura épica española en tierras de infieles. La pobre Inés
    se partía la cara por España en las calles catalanas, tanto que la cabra
    de la Legión ya le prepara un homenaje. No hay mujer mas valiente,
    hostigando independentistas en el reino desde los tiempos de Don Pelayo,
    y de la mano de la sultana del sur emulan las grandes parejas de la
    historia. Porque lo de azotar a la pérfida barretina da muchos votos.
    Y sino que se lo pregunten a Vox. A la m. con la Injusticia española
    prevaricadora. Si me pegan, me divorcio. Som Republica !!*!!

Leave A Reply

Your email address will not be published.