COMISIÓN DE RECONSTRUCCIÓN

El entendimiento PSOE-Ciudadanos que arrastra a Unidas Podemos

  • En el acuerdo de PSOE y Unidas Podemos para la Comisión de Reconstrucción no aparece el impuesto a las grandes fortunas
  • “¿Y cómo se va a pagar entonces la reconstrucción?”, se preguntaba ayer Íñigo Errejón, de Más País
  • “Los 23 ultrarricos de España han ganado desde el inicio de la pandemia más de 14.000 millones de euros", aseguraba  el diputado de EH Bildu, Óskar Matute

3

“¿Y cómo se va a pagar entonces la reconstrucción?”, se preguntaba ayer Íñigo Errejón, de Más País, una vez se daba a conocer el acuerdo propuesto por PSOE y Unidas Podemos al calor de la Comisión de Reconstrucción en el que no aparecía el impuesto a las grandes fortunas. “Nosotros sí lo llevaremos y si no quieren aprobarlo tendrán que votar en contra de nuestra propuesta. Sin justicia fiscal, vendrán recortes”, advertía el diputado verde. 

“Los 23 ultrarricos de España han ganado desde el inicio de la pandemia más de 14.000 millones de euros. Es momento de que los que más tienen paguen más, si no lo de “no dejar a nadie atrás” solo será propaganda. Y por ahí, nosotros y nosotras no pasamos”, contundente se mostraba, también, el diputado de EH Bildu, Óskar Matute, en precampaña electoral de las vascas. Al mismo tiempo, ERC mantenía en su documento de propuesta para la reconstrucción un impuesto a las grandes fortunas y una apelación a la “derogación íntegra” de la reforma laboral del PP. 

Por otro lado, llama la atención que Ciudadanos, según publicaba anoche El País, lanzaba también su propuesta de reconstrucción en los siguientes términos: “Nos encontramos en un momento en el que el gasto público se irremediablemente tendrá que ser elevado, como consecuencia de las medidas económicas que deben afrontarse para ayudar a todos aquellos que se hayan visto seriamente afectados por la crisis. No obstante, y al margen de la crisis en la que nos encontramos provocada por una circunstancia tan excepcional como es una pandemia, España debe afrontar de manera seria, el elevado nivel de deuda con el que terminará esta crisis”. Además, los derechistas naranjas reclaman “revisar el sistema especial de las SICAV, devolviendo la verificación del cumplimiento de los requisitos a efectos tributarios, a la Agencia Estatal de la Administración Tributaria” y “promover una revisión en profundidad del Impuesto de Sociedades”.

Mientras Ciudadanos, en materia laboral, sigue manteniendo propuestas tan criticadas por las izquierdas como el contrato único o la mochila austriaca, Unidas Podemos renunciaba, en favor de sacar un documento conjunto con sus socios mayoritarios de Gobierno, a que se contemplara en el documento la derogación íntegra de la reforma laboral. En dicho documento, sigue habiendo menciones en favor de una progresividad fiscal, más allá de que las grandes fortunas puedan seguir durmiendo tranquilas. Expresiones inconcretas como “reducir la brecha fiscal con Europa” y “avanzar en la progresividad del sistema fiscal”, en la línea de lo que se expresaba en el acuerdo de la coalición gubernamental signado hace unos meses cuando el Gobierno echaba a andar. También en el sentido en el que las ministras económicas, la vicepresidenta Nadia Calviño y la portavoz María Jesús Montero se han expresado en las comparecencias en medios en estos meses de pandemia.

Como un jarro de agua fría ha caído esta renuncia de Unidas Podemos en algunos de sus integrantes. Es el caso del responsable económico de IU, Carlos Sánchez de Mato, que se expresaba así en redes sociales: “Gravar a los ricos, a bancos, a rentas superiores a 120 mil euros, eliminar deducciones fiscales a planes de pensiones, destope de cotizaciones sociales o quitar deducciones en sucesiones a patrimonios mayores de 600 millones de euros. Que no te cuenten milongas”. Sánchez Mato fue el impulsor de un ambicioso plan de IU para la reconstrucción que, hasta el momento, parece que será esquinado por la coalición gubernamental. En este, proponía una movilización pública de 155.000 millones de euros y subir los impuestos al 3% más rico.  

El portavoz parlamentario del grupo confederal, Pablo Echenique, ayer cargaba contra parte de los titulares de la prensa y aseguraba que Unidas Podemos no había renunciado a fiscalizar las grandes fortunas. “Cuando se forma un Gobierno de coalición, ninguna de las dos partes "renuncia" a nada de su programa. Por supuesto que Unidas Podemos no "renuncia" a que pueda haber un impuesto a la riqueza. El periodismo de vencedores y vencidos no entiende lo que significa dialogar y pactar”. Desde Unidas Podemos seguirán intentando colocar estas fórmulas tributarias a los ricos en la negociación presupuestaria de dentro de unos meses.

Sin embargo, el acercamiento entre PSOE y Ciudadanos y la presión en favor de un gran consenso hace que la mayoría de la investidura tenga menos capacidad de influencia sobre las decisiones gubernamentales, pero también arrastra a Unidas Podemos a unas medidas políticas mucho más moderadas de su hoja de ruta. La crisis derivada de la pandemia y las presiones en favor de un gran acuerdo entre PSOE y PP, pasando por Ciudadanos, descolocan a los confederales. El eurodiputado de Anticapitalistas, Miguel Urbán, advierte hoy en cuartopoder: "El PSOE está encontrando un nuevo amor con Ciudadanos". Las matemáticas son exactas, las mayorías parlamentarias y su aritmética también, sumas y restas, como también lo es la balanza de ingresos y gastos. 


loading...

3 Comments
  1. Riana says

    Tenemos la «gran» fuerza de Errejón y de Urban para intentar que el PxxE no nos aleje más de la izquierda.
    No sé si Actúa también sigue empujando. Ahora, en serio, lo que sí está claro es que la atomización de las izquierdas puristas lo único que producen es la cada vez más cercana llegada de la derecha extrema y de la extrema derecha.
    ¡Así nos va!

  2. Mig says

    ¿Actua? Sera broma. Actua tiene de izquierda lo que yo de físico de particulas. Compararla con Anticapis es un chiste y lo de Errejon es para comer aparte, estan donde se les permitio con toda la manga ancha.
    La patada que le prepara el Psoe a Podemos es de campeonato y es que el psoe sigue igual que hace nada donde hablaba de podemos como los populistas bolivarianos fuera del bando «constitucionalista»
    Probablemente un buen escenario habria sido , por parte de Podemos, no renunciar a su programa original, no haber hecho una deriva «ni de izquierdas ni de derechas» patriotera y no haber participado en el gobierno, haciendo oposicion de izquierdas con apoyos pactados donde fuera necesario.
    Yo creo que ya esta bien de echar balones fuera y criminalizar a otros sin reconsiderar los errores propios.

  3. Mig says

    Y tengo que disentir, lo que el gobierno nos prepara no son medidas moderadas. Son las radicales…de Calviño y del r78. Radicales a favor de las grandes fortunas y del mandato de la troika y de EeUu. Radicales contra los derechos de los trabajadores y las libertades publicas.
    ¿Se ha derogado la ley mordaza? ¿La reforma laboral? ¿Se ha plantado batalla los concertados y la uberizacion?

Leave A Reply

Your email address will not be published.