«Las redes sociales nos ayudan a salir a investigar cuando algo huele mal»

María José Pacheco, directora de elalcazardejerez.es. / B. Y.

María José Pacheco es la directora de elalcazardejerez.es, un nuevo medio local en internet que acaba de ver la luz -ayer, día 6, cumplió su primer mes- que apuesta por la información más cercana al ciudadano y que aspira a conseguir la confianza de los lectores jerezanos, a pesar de que en los últimos tiempos han visto nacer varios proyectos periodísticos de índole parecida. Una de sus principales apuestas, que a juicio de Pacheco les diferencia de sus competidores, es alejarse de las notas de prensa y las coberturas de agenda o informaciones de gabinete y salir más a la calle. "Es un momento convulso, hay muchas historias que contar, y no nos apetece ir detrás del guión oficial", subraya.

– ¿Qué es el elalcazardejerez.es y con qué equipo cuenta?

Publicidad

– Es un diario online que cubre todo el espectro de la información local en Jerez, desde la política y la económica hasta la cultural o deportiva. Tiene especial interés en acercar los temas más pequeños que no suelen tener su espacio en los medios tradicionales, esos que ocurren barrio a barrio desde un punto de vista hiperlocal. Además, cuenta con secciones especializadas en información cofrade, muy arraigada en la ciudad, y en el sector vitivinícola, que por tradición y envergadura es una de las principales agroindustrias de Andalucía. En los inicios, apenas llevamos en la calle tres semanas, el equipo está formado por una redactora de local, un redactor de deportes, y varios colaboradores para las secciones como la taurina o la cofrade, además de dos comerciales para la faceta publicitaria. Del material audiovisual y fotografía se encargan por el momento los propios redactores salvo para los casos de coberturas especiales.

– Es un nuevo proyecto periodístico local en internet, ¿hay tanto mercado como para un tercer medio digital en Jerez?

– La situación en general es complicada, y en una ciudad como Jerez con una tasa de paro alta y gran destrucción de empresas parece que aún se hace más cuesta arriba. Pero siempre ha existido una gran tradición de medios en la ciudad, y lo cierto es que hablamos de que es la quinta ciudad de Andalucía y en que la que no existía ningún producto de sus características, un diario que ofreciera información inmediata, actualizaciones constantes y posibilidad de aportar material multimedia. Cuando salió coincidió con otro par de proyectos que también apostaron por las nuevas herramientas, y ahora toca competir. En nuestro caso, desde los contenidos a la gestión comercial, la intención es apostar por lo hiperlocal y también dar un nuevo concepto a la publicidad apostando por lo más pequeño, por el gota a gota que va sumando. Se trata de llegar más lejos y más profundamente de lo que era habitual. Eso implica un cambio de mentalidad a la hora de trabajar al que hay que adaptarse. Además, parece que de aquí a corto plazo la poca o mucha publicidad que se vaya a contratar va a ser para los digitales, y había que estar ahí.

– Es también un nuevo caso de periodismo emprendedor, ¿cómo se gestó la idea y por qué?

– En mi caso me subí al carro del proyecto cuando ya estaba a medio camino de nacer. No es un proyecto emprendedor que yo gestara desde el inicio. De hecho, elalcazardejerez.es es hermano de elbaluartedecadiz.es y elcastillodesanfernando.es, que ya venían funcionando en las ciudades vecinas. Cuando se apostó por hacer la edición jerezana contactaron conmigo, me dieron carta blanca en lo referente a la gestión de contenidos y el equipo, y me gustó la idea de coordinar y apostar por un proyecto que nace pequeño, que va a tener que luchar duro, pero en el que veo muchas posibilidades porque se adapta a los nuevos lectores y a los nuevos ritmos de consumo.

– ¿Qué aporta de nuevo con respecto a la competencia?

– La especialización en lo local creo que es la clave de este producto. Además, aunque llevamos pocas semanas y aún queda camino por recorrer, nuestra principal intención es poner los ojos y los oídos en la calle y detectar qué interesa de verdad a los posibles lectores. Es lo que decía del cambio de mentalidad: menos cantidad de noticias, menos notas de prensa y cobertura de agenda, menos informaciones de gabinete, y más calle. Es un momento convulso, hay muchas historias que contar, y no nos apetece ir detrás del guión oficial. Preferimos involucrarnos con la comunidad en la que vivimos. Creo que hay demanda de ese tipo de periodismo en Jerez, un periodismo independiente de colores políticos. Y de que las noticias lleguen rápido, con rigor y contraste, pero en un plazo razonable. Ahora tenemos toda la libertad para trabajar así.

– ¿Es el periodismo local el futuro?

– Estoy convencida de que es uno de los principales puntales para la profesión. Siempre he sido una firme defensora del periodismo local, de los temas más cercanos y de dar un giro de tuerca y una visión cercana y local a las cosas. Hay una enorme demanda de este tipo de informaciones que descienden hasta las últimas consecuencias. Y aunque también hay presiones y tiene menos medios que otras secciones, siempre he tenido más libertad a la hora de trabajar en esta área. Pero es que ahora además el negocio también va por ahí, porque como dicen los comerciales ya no existen las grandes cuentas de multinacionales, ahora hay un goteo de pequeños clientes que también forman parte de la misma comunidad, que dan soporte al negocio y que tienen una mayor vinculación con el medio desde lo local.

– ¿Qué ingredientes debe tener un medio local para tener éxito?

– Todo lo que he dicho antes lo tengo grabado a fuego a la hora de salir a la calle y escribir. Pero por resumir, además de la cercanía de los temas y la capacidad de traducir a lo pequeño las magnitudes generales o macroeconómicas, creo que lo más importante es seguir siendo incómodos, tener esa independencia de la que hablaba, ser cómplices de los ciudadanos, saber a quién le debes respeto a la hora de contar una noticia.

– ¿Qué papel tiene la audiencia? ¿Hay una apuesta por las redes sociales?

– Para nosotros son fundamentales por ese interés que tenemos de vincularnos con la comunidad. Facebook y Twitter son herramientas del día a día para dar difusión a las noticias, claro, pero también para narrar informaciones a las que damos cobertura en estas plataformas. También para pulsar opiniones y buscar fuentes para nuestros temas. Hay veces en que hemos cambiado enfoques después de ver la respuesta sobre algunos hechos. O nos ayudan a tener más ojos y oídos en la calle porque en ocasiones son los lectores los que nos alertan de que algo está pasando. No solo en caso de accidentes o sucesos, sino también cuando algo huele mal en algún rincón y merece la pena salir a investigar un poco. Ahora también vamos a empezar a experimentar con otras más como Instagram, de la que soy seguidora particular y a la que le veo muchas virtudes periodísticas; o Pinterest, que tiene una organización temática por tablones que me resulta interesante y que quiero probar.