TikTok, mucho más que música y baile, se llena de contenido político

  • Tal ha sido el boom experimentado por la red social en las últimas semanas que ha superado los 2.000 millones de descargas y ya tiene más 800 millones de usuarios
  • TikTok tiene totalmente prohibida la publicidad de contenidos políticos. Esto significa que la manera de lograr esa viralización es logrando más comentarios o “me gustas”

0

TikTok es una aplicación móvil con tintes sociales que permite realizar vídeos cortos con contenido musical, propiedad del gigante chino ByteDance y que, junto a las apps para realizar videollamadas como Zoom o Houseparty, se ha convertido en el gran descubrimiento tecnológico durante las semanas de confinamiento y cuarentena para muchos usuarios de Internet.

Su popularidad no se ha forjado en un sólo día. Desde septiembre de 2018, TikTok es una de las aplicaciones móviles más descargadas, tanto desde Google Play como desde la Apple Store, superando incluso a Facebook e Instagram, y goza de enorme popularidad sobre todo entre los usuarios más jóvenes. La edad media de los tiktokers se situaba entre los 14 y los 18 años, sin embargo, la pandemia ha cambiado las reglas y TikTok ha dejado de ser refugio de los adolescentes que habían llegado a ella huyendo de sus padres en otras plataformas y se ha abierto a todo tipo de públicos y edades.

Tal ha sido el boom experimentado por la red social en las últimas semanas que ha superado los 2.000 millones de descargas y ya tiene más 800 millones de usuarios en todo el mundo, por encima de redes como Twitter o LinkedIn y muy cerca de los números que maneja Instagram. Navegar ahora por TikTok supone encontrarse con vídeos de jóvenes bailando y haciendo diferentes retos virales, sí, pero también con contenidos generados por famosos y rostros conocidos, directivos, deportistas, amas de casa e incluso miles de mascotas… Además, son muchas las empresas que han abierto perfil corporativo en la aplicación para estar más cerca de su público objetivo.

La aplicación se ha convertido incluso en una útil herramienta para combatir la desinformación en torno a la covid-19. La propia Organización Mundial de la Salud (OMS) ha abierto cuenta oficial en la red social, desde la que ofrece los últimos datos y estadísticas sobre la pandemia, así como consejos y recomendaciones para los ciudadanos. Todo ello, siguiendo el nuevo esquema comunicativo de la app, en la que la música es principal protagonista y los mensajes han de ser mucho más breves y directos que en otras redes sociales.

No es la única organización que se ha lanzado a la conquista del público creciente en TikTok. Cruz Roja Internacional, UNICEF o Manos Unidas son otras de las instituciones no gubernamentales que han encontrado en la aplicación un canal para lograr mayor difusión de sus mensajes. TikTok ya no es sólo una app en la que divertirse y entretenerse viendo vídeos divertidos, bailes y coreografías curiosas y ha pasado a convertirse en un medio para obtener información, convirtiéndose en un rival serio de  otras plataformas informativas como Twitter. 

Algunos medios de comunicación en Estados Unidos han visto el filón y han incorporado incluso redactores que se dedican a elaborar contenidos para TikTok durante toda su jornada laboral, “traduciendo” las noticias al lenguaje de la aplicación. The Washington Post, por ejemplo, acaba de superar los 500.000 seguidores y en su cuenta se ofrecen todo tipo de vídeos que, con tono muy desenfadado, abordan contenidos económicos, deportivos, culturales o incluso políticos.

La oportunidad que supone TikTok para la comunicación política

Precisamente estos mensajes, los de contenido político, han experimentado un auténtico “boom” de la plataforma y constituyen el tipo de información -junto a la relativa al coronavirus- que más ha crecido durante las últimas semanas en TikTok. La diversificación en la tipología de usuarios -y el aumento de su edad media- ha llevado a la popularización de temáticas “más serias” más allá del postureo y los bailes divertidos. Son muchos los usuarios que aprovechan la ventana de TikTok para comunicar pensamientos políticos, para alabar la actitud de los gobiernos en la gestión de la crisis sanitaria o, por supuesto, para criticar las medidas adoptadas.

En este sentido, en el caso de España, basta con echar un vistazo a los hashtags más populares en la red social para encontrarse, junto a los vídeos que reproducen escenas de balcones y palmas en reconocimiento a los sanitarios, numerosos contenidos que muestran manifestaciones callejeras y “caceroladas”, o que simplemente ensalzan o ridiculizan a los representantes y formaciones políticas, de todos los colores.

Estos contenidos, que reciben muchas interacciones –“me gustas” y “comentarios” por parte de los seguidores, y críticas por parte de los detractores- logran llamar la atención del algoritmo de TikTok, que escoge los que más podrían gustar a cada usuario según numerosas variables -difícil saber cuáles, ya que la app china no proporciona esta información- y los destaca en la sección “Para ti”, lo que supone un importante “chute” de popularidad y que los mensajes logren un alcance mucho mayor en la plataforma.

TikTok, al contrario que otras redes sociales como Facebook o Instagram, tiene totalmente prohibida la publicidad de contenidos políticos. Esto significa que la manera de lograr esa viralización es logrando más comentarios o “me gustas”, algo que se consigue con mensajes con los que otras personas se puedan sentir identificadas claramente. En TikTok no valen las “medias tintas”, hay que buscar lo llamativo, el contenido de consumo rápido que en cuestión de segundos movilice a otros que piensen lo mismo y den “like”.

TikTok es un medio en el que prima la generación de sentimientos y la búsqueda del público afín. Sin embargo, a pesar de su crecimiento, los partidos políticos españoles, a los que ya les costó en su día dar el salto a las redes “más tradicionales”, todavía no parecen haberse dado cuenta del enorme potencial que podría tener la app china para sus estrategias de comunicación. De las cinco principales fuerzas con representación parlamentaria, Unidas Podemos es la que cuenta con el perfil oficial -no verificado- con más seguidores, más de 83.000, y en el que hace uso del “meme” y del lenguaje coloquial y directo de la aplicación para comunicar sus mensajes.

Vox tiene 17.000 seguidores en su cuenta oficial, tampoco verificada, con sólo cinco vídeos publicados al cierre de este artículo. Por su parte, el Partido Popular, cuya cuenta oficial tampoco está verificada, posee 3.300 seguidores, ofrece una veintena de vídeos de corte más institucional, menos adaptado a lo que es la plataforma. Ciudadanos como formación no posee perfil oficial, aunque por ejemplo su Secretaria de Juventud sí ha abierto cuenta (de momento, con poco más de 184 seguidores). El Partido Socialista, sin embargo, no tiene perfil oficial en TikTok en la actualidad.

A pesar de que la presencia de las distintas formaciones políticas en la red social es escasa, no lo es el número de mensajes que incluyen consignas y hashtags relativos a cada uno de los partidos. En este caso, el claro vencedor es #vox al realizar cualquier búsqueda. También es la formación cuyo nombre se incluye en más perfiles creados por usuarios y simpatizantes, que en muchos casos incluso destacan el logo del partido en su imagen de perfil. Es esa base de usuarios la que logra dinamizar los contenidos afines, que acaban teniendo una mayor repercusión. 

Siendo TikTok una aplicación en crecimiento, en la que claramente interesa el debate y contenido político porque el público ha cambiado, los partidos políticos deberían “ponerse las pilas” y aprovechar mejor su potencial. Han de ser capaces de adaptar sus estrategias de comunicación con una agilidad a la que no están acostumbrados. Las tendencias en Social Media varían constantemente, y las formaciones políticas deberían estar dispuesta a innovar y lanzarse a los nuevos canales sociales si quieren surfear la ola y aprovechar las posibilidades que ofrece la red social del momento. Hoy parece ser TikTok, pero mañana puede ser que la mayoría de los usuarios esté ya abriéndose perfil en otra red social.

 

Leave A Reply

Your email address will not be published.