Los Mavs de Nowitzki conquistan la NBA

0
Dirk Nowitzki, durante el partido que dio el campeonato de la NBA a los Mavericks de Dallas. / Larry W. Smith (Efe)

Por primera vez en sus 31 años de historia, los Dallas Mavericks se han proclamado campeones de la NBA. En el American Airlines Arena de Miami, ante unos 20.000 aficionados, los Mavericks han derrotado a los Heat por 95 a 105, finiquitando así la eliminatoria en el sexto partido de los play-off por la final con un resultado de 4-2 a favor de los de Texas.

Han sido necesarios 82 partidos de liga regular y 21 de play-off para que los Mavs reciban el codiciado trofeo Larry O´Brien, que les acredita como campeones de la NBA. El 16 de Abril, los Dallas Mavericks comenzaron su andadura en los play-off de la NBA, muchos decían que era un equipo demasiado veterano, limitado físicamente y con poco recorrido, ya que en su conferencia se encontraban los eternos L.A. Lakers, pero los Mavs fueron forjando el título a base de juego en equipo y confianza en si mismos. Primero fueron los Portland Trail Blazers, equipo de Rudy Fernández, al que ganaron por 4-2, luego fueron los Lakers de Pau y Kobe, a los que machacaron 0-4 contra todo pronostico. Los siguientes fueron los Oklahoma C. Thunder, uno de los equipos revelación de la temporada, por 1-4, y, finalmente, a los Miami Heat por 4-2.

Publicidad

Liderando esta victoria, Dirk Nowitzki (10 veces All Star), ha vuelto a demostrar porqué es el mejor jugador europeo de todos los tiempos. La pasada madrugada el alemán recibió de manos del mismísimo Bill Russell el galardón que lleva su nombre, el Bill Rusell MVP Award de las finales.

Nowitzki fue el primer europeo en recibir el galardón de MVP de la temporada en 06/07 y ahora vuelve a repetir siendo el primer europeo en conseguir un MVP en las finales de la NBA. Con 13 temporadas en la NBA y mas de 1.000 partidos jugados en la NBA, sus promedios de anotación son espectaculares, siempre con una media por encima de los 22 puntos por partido, medias que se incrementan cuando es tiempo de play-off hasta los 26.

El juego en equipo de los veteranos Mavericks ha superado el talento individual del Big Three de Miami, dos ideas muy diferentes de concebir el basket. Por un lado tenemos un equipo con todas las palabras, su entrenador Rick Carlisle ha sido capaz de moldear un conjunto capaz de aprovechar todos sus recursos. Jugadores como Nowitzki, Kidd, Terry, Marion, Chandler, Stojakovic… todos aportan y han asumido sus roles a la perfección. En contra tenían a Miami, los beach boys empiezan y acaban en el Big Three: James, Wade y Bosh, tres jugadores de un grandísimo talento individual capaces de desestabilizar en cualquier partido. Jugar así les ha llevado hasta la final, pero no fue suficiente para ser campeones.

Para acabar me gustaría hacer dos reflexiones, los equipos no se construyen a fuerza de talonario, en cualquier deporte de equipo lo vemos cada año. Y segunda reflexión, el equipo esta por encima de los individuos.

Leave A Reply

Your email address will not be published.