Punto de inflexión

0

El Santiago Bernabeu se vistió de gala para ver el clásico. Ni la lluvia ni el frío impidieron que las 83.500 personas siguieran en directo el clásico con mas morbo de los últimos años.

Real MadridFC Barcelona se han enfrentado ya, con este partido, en 216 ocasiones, es el partido mas repetido en Primera división. A pesar de que el equipo de Concha Espina llegaba con 15 victorias consecutivas y el mejor registro goleador que se recuerda en los últimos años, no fue capaz de doblegar al Barça que ganó por 1-3.

Publicidad

El gol mas tempranero de la historia de los clásicos, a los 22 segundos, hacia presagiar un resultado favorable para el conjunto merengue. Tras un error, en un pase de Víctor Valdés, los blancos recuperaron el esférico en las proximidades del área blaugrana. Benzema, muy inspirado durante toda la noche, fue el encargado, tras un remate de, Ozil de estrenar el marcador y subir al luminoso el madrugador 1-0.

Los primeros diez minutos de partido fueron de claro dominio blanco pero el Real Madrid no supo retener el balón ni el resultado. Poco a poco, el equipo de Mourinho se fue diluyendo como un terrón de azúcar en un vaso de agua, cayendo en el ritmo y juego de toque que Iniesta Xavi marcaban.

A los 30 minutos de juego, y tras una gran jugada de Messi, llegaba el empate a manos de Alexis. El resultado de 1-1 al descanso dejaba el partido abierto aunque ya se podía intuir que el equipo de Guardiola estaba empezando a sentirse cómodo en el campo.

A pesar de que no estoy muy de acuerdo con las declaraciones del técnico merengue, apelando a la suerte como uno de los principales factores en la derrota de ayer, bien es cierto que en el 1-2 la fortuna sonrió a Xavi, cuando en un lanzamiento, la pelota rebotó en Marcelo y acabó por despistar a Iker Casillas.

El 1-3, en el minuto 66, fue un testarazo de Cesc Fábregas a pase de Alves, nuevamente con Messi iniciando la jugada y con una definición perfecta, tanto del brasileño en el pase como de Fabregas en el remate.

El FC Barcelona volvió a demostrar una gran seguridad en su filosofía de juego. A pesar del error inicial del guardameta culé, los hombres de Guardiola siguieron confiando en jugar el balón en campo defensivo con pases, en los que Valdés participaba, sin renunciar a su plan de partido.

Como nos tiene acostumbrados, el Barça, se hizo con la posesión del balón (61%). Ya llevan 221 partidos consecutivos ganando en este apartado a sus rivales. Además, fue capaz de lanzar entre los 3 palos hasta un total de 7 veces por 5 de los merengues.

Ni Messi ni Cristiano fueron los protagonistas. Xavi, que cumplió hoy 600 partidos con la camiseta blaugrana, y sobre todo Andrés Iniesta fueron los mejores del partido. Un partido que acabó sin grandes incidencias y que coloca al Barcelona como líder provisional de la clasificación a espera de lo que haga el Real Madrid en Sevilla.

También me gustaría destacar el gran trabajo de Víctor Valdés. Lleva 11 clásicos seguidos sin perder. Ayer volvió a demostrar su fortaleza mental. Ganarse la confianza total de tus compañeros y responder con solvencia tras un error no es fácil.

Aunque el madridismo este hoy de luto, creo que lo que ha pasado es muy positivo para el espectador. Por desgracia, estos últimos años, el título de Liga lo disputan solo dos equipos. Es importante que se mantenga la igualdad hasta final de temporada para poder seguir viviendo con esta intensidad el campeonato.

Solo espero que este punto de inflexión en la temporada no haga mella en la moral de los hombres de Mourinho, como ya pasara la temporada pasada. De momento y por lo que he podido percibir lo han encajado mejor -gran gesto de Mourinho con Tito Vilanova- . Esto les hace mas grandes y, sobre todo, mas peligrosos. Si sacan algún punto en Sevilla serán líderes de nuevo.

Leave A Reply

Your email address will not be published.