BERTA CAO | Publicado: - Actualizado: 6/1/2017 18:12

Inicio de la Marcha en Diyarbakir (Kurdistán). / Nar Photos (Serra Akcan y Sine Boran).
Preparación de la manifestación al paso de la caravana por Diyarbakir (Kurdistán). / Serra Akcan y Sine Boran (Nar Photos)

Como ya adelantamos desde cuartopoder.es, la Marcha Mundial de Mujeres está realizando una caravana feminista que arrancó en Turquía y ahora se acerca a Austria en un camino por los derechos de las mujeres que continuará por el norte de Italia, Suiza… y llegará a Barcelona el 25 de septiembre para seguir por la cornisa cantábrica y bajar a Portugal. Una acción internacional de características totalmente novedosas, que viaja por las reivindicaciones de las mujeres haciendo realidad aquella premisa de Naciones Unidas: “Nada de lo humano es ajeno a las mujeres.”

La Caravana Feminista empezó su andadura en la ciudad de Nusaybin, y durante 10 días se trasladó entre las dos zonas del territorio turco (Kurdistán y Turquía), pasando por Diyarbakir, Mensin, Antalya y Antioquía.  El diario de viaje de una de las integrantes de la caravana, al que ha tenido acceso cuartopoder.es, nos acerca las actividades que tuvieron lugar en esta zona hostigada por la intolerancia y el integrismo.

“Yin, Yijan, Azadi” (en kurdo Mujer, Vida, Libertad) ha sido la consigna más coreada en esta primera parte del recorrido por este castigado territorio donde las mujeres han destacado, históricamente, por su lucha por la paz y la libertad. Así se recoge en el diario: “Llegamos al centro de Antakya (Antioquía) y fuimos recibidas por colectivos y asociaciones feministas. Nos unimos a la concentración y empezamos la marcha por la ciudad para reivindicar los derechos y por el fin de la violencia contra las mujeres… Hubo tiempo para mantener conversaciones y nos hablaron de la gran discriminación que hay en Turquía contra las lesbianas, los gays y los transexuales, y de los crímenes de odio que existen contra las personas que pertenecen a los colectivos LGTB, además de la falta de espacios donde puedan asumir libremente su sexualidad”.

Manifestación en Nusaybin (Kurdistán). / Nar Photos (Serra Akcan y Sine Boran).
Manifestación en Nusaybin (Kurdistán). / S. A. y S. B (Nar Photos)

La escala en Mersin tuvo un carácter solidario y de denuncia de la violencia de género. La jornada se inició en el cementerio, con ofrendas ante las tumbas de Leyla Soylemez, asesinada junto a dos compañeras en París hace dos años, en un atentado contra la asociación Movimiento por la Paz (del que ya Manuel Martorell informó desde su blog Terra Media, en cuartopoder.es), y de Ozcan Alsan, una joven universitaria brutalmente asesinada a finales de febrero por el conductor del autobús en el que volvía a casa, tras intentar violarla. “La familia de Ozcan nos pidió que les hiciéramos una visita para denunciar ante todo el mundo el asesinato de su hija, apelando a la solidaridad internacional y a la lucha por el fin de la violencia contra las mujeres”, leemos en el diario de viaje, que continua: “En Turquía mueren tres mujeres al día víctimas de violencia de género, asesinadas por sus maridos, por los exmaridos, por familiares en los casos de crímenes de honra o, simplemente, por hombres desconocidos que las matan por ser mujeres, como a Ozcan. En los últimos 12 años, la violencia contra las mujeres y específicamente el número de mujeres asesinadas aumentó el 1.400%.”

La segunda parada fue en Tesalónica (Grecia), donde se desarrollaron tres días de eventos de marcado carácter feminista, y se reunieron con el colectivo de trabajadoras y trabajadores de la fábrica ocupada Vio.Me, que ha pasado de fabricar materiales de construcción a productos de limpieza ecológicos. Bucarest fue la tercera etapa. En la capital rumana se unió a la caravana el colectivo armenio-turco “Beyond Borders”. Entre las actividades realizadas destacan el encuentro mantenido con un grupo de mujeres gitanas y el celebrado con el Frente Común por el Derecho a la Vivienda, colectivo que trabaja con el campamento de personas desahuciadas “Vulturilor”, en el que viven alrededor de 100 personas a la espera de una vivienda.

Pirot (Serbia) continuó un recorrido en el que se trabajó el ámbito de la independencia económica de las mujeres, su creatividad, a través de una feria de mujeres emprendedoras. De Pirot a Pristina (Kovoso), donde la protagonista fue la Cooperativa de Mujeres de Krushe y Madhe, fundada hace 10 años por viudas de la guerra de 1999, y que se dedican a la conserva de verduras. Los últimos tramos fueron Belgrado (Serbia), donde se celebró una gran marcha, la “primavera lésbica”, para conmemorar el 20 aniversario del movimiento lésbico en el país, y Bosnia Herzegovina, donde se solidarizaron con los y las trabajadoras en lucha.

Primavera lésbica en Belgrado. / Nar Photos (Serra Akcan y Sine Boran).
Activistas participantes en la Manifestación “Primavera lésbica” en Belgrado. / Marcha Mundial de las Mujeres

Como se habían propuesto, las mujeres de la Marcha Mundial van realizando eventos sobre todos los ámbitos de su carta reivindicativa (ver post anterior), desde la lucha contra la violencia de género hasta la soberanía alimentaria, “hasta que todas seamos libres”, porque la caravana no es una peregrinación, sino un altavoz para el empoderamiento de las mujeres.

cuartopoder.es se ha puesto al habla con Ioana Pop, miembro de la Marcha Mundial de Mujeres. Recién llegada de su primera participación en la acción, habla de “una experiencia inolvidable. Compartir espacio de vida, actividades y viaje con las compañeras une mucho y permite trabajar con otra perspectiva… Cada día trae algo nuevo y motivador. Mujeres maravillosas nos acogen en cada nuevo lugar y van dándole sentido y forma a la caravana a cada paso… Conocer mujeres feministas y activistas en cada lugar, conocer sus historias, sus contextos, sus luchas, su manera de organizarse –que es el hilo conductor de la caravana- es lo que le da todo el sentido a esta acción.”

Las palabras de Pop reflejan la esencia de la caravana, a la que se van sumando actividades en los distintos países con una vinculación común, ese hilo morado. Y transmite a la perfección el compromiso feminista: teoría, acción, reivindicación, lucha, solidaridad, reflexión, emoción, sentimiento…

 Fem Van 2015 (You Tube)

Artículos Relacionados

  • luisa

    Ya es hora que despierten los pueblos.todos tenemos piel y sangre y esta es roja para todo el mundo.

- Publicidad -
icono cuartopoder  Lo más reciente
 
- Publicidad -
- Publicidad -

- Publicidad -
Volver Arriba

Send this to a friend