“No es moral, es racismo institucional”: la movilización de las personas no blancas

  • Durante el fin de semana tendrá lugar la segunda gran manifestación antirracista organizada por personas no blancas en España
  • Los carteles que anuncian la protesta llevan el rostro de personas que han sido víctimas del racismo institucional en España en los últimos meses como el mantero Mame Mbaye y el gitano Manuel Fernández Jiménez

Hace ya un año de la primera manifestación estatal antirracista en España organizada por personas no blancas. Al calor de las miles de personas que recorrieron Madrid se forjó el Movimiento de Acción Política Mapa 12N, encargado de impulsar una segunda reivindicación este año. Durante el fin de semana tendrá lugar una gran manifestación en la capital, que también irá acompañada de protestas en otros territorios del Estado.

Si el año pasado el lema principal era combatir la discriminación social, en esta ocasión se protestará contra “el racismo institucional”. “Hay que dejar de entender el racismo únicamente como una cuestión moral, de que hay gente a la que no le gustamos, sino que estamos hablando de un sistema de leyes europeas y españolas injusto que no oprime, no solo a las migrantes, sino también a comunidades como la gitana que llevan siglos aquí”, denuncia una de las portavoces, Elcinia Torres.

Publicidad

La marcha partirá de Cibeles a la Puerta del Sol a las 17.00 de la tarde. A los colectivos organizadores, entre los que se encuentra Mapa 12N, SOS Racismo Madrid, el Sindicato de Manteros de Madrid, la Asociación Feminista Antirracista (AFA) o el Movimiento Moro Antirracista, se han sumado una cuarentena de colectivos. Durante el fin de semana, también se realizarán protestas y acciones en Barcelona, Zaragoza, Bilbao y Valencia.

Publicidad

Los carteles que anuncian la protesta llevan el rostro de personas que han sido víctimas del racismo institucional en España durante este año. Una de las personas recordadas el domingo será Mame Mbaye, el joven mantero que “murió perseguido y acosado por los agentes de la Policía” en Lavapiés y que llevaba 13 años viviendo en España sin poder regularizar su situación. Otro de los nombres es el de Manuel Fernández Jiménez, un preso gitano de 28 años que falleció a finales del año pasado en una cárcel de Castellón. Su familia denuncia que no fueron informados de las circunstancias de su muerte y que su cadáver que mostraba severos signos de violencia.

La marcha de este domingo también elevará la voz por las jornaleras marroquíes, atravesadas desde hace años por “la brutal violencia del patriarcado colonial y el capitalismo racial”, denuncian en los carteles de la jornada. “Hermanas que han iniciado esta lucha denunciando públicamente abusos sexuales y laborales pese a todos los mecanismos que existen para silenciarlas”, indican.

La organización resume: “nos unimos para denunciar públicamente el racismo institucional del Estado Español y de Europa, contra la ley de Extranjería, las fronteras, los CIEs, las deportaciones, la violencia policial y demás formas de opresión”. Y advierten: “no vamos a seguir permitiendo esta violencia hecha ley contra nuestros cuerpos, nuestras comunidades y nuestros territorios”.