Millones de personas culminan en la calle una gran jornada de huelga

Cabecera de la multitudinaria manifestación celebrada en Madrid, a su llegada a la Plaza de Colón./ Juanjo Martín (Efe)

Millones de personas cerraron ayer en las calles de hasta 111 ciudades una huelga general convocada con éxito por los sindicatos CCOO y UGT en el marco de la Cumbre Social. En Madrid, fueron centenares de miles las personas que acudieron a la llamada de la manifestación que arrancó en Atocha y se cerró en Colón.

Al igual que en Madrid, centenares de miles de personas se echaron a las calles de las capitales andaluzas o de ciudades como Barcelona, Valencia o Vigo, donde la concentranción superó de largo, según los convocantes y hasta la Policía Municipal, las 100.000 personas para exigir un cambio de rumbo en la política económica del Gobierno y la celebración de un referéndum para que los ciudadanos tengan la oportunidad de sancionar, o no, aquellas medidas que viene aplicando el Ejecutivo y que no formaban parte de su raquítico programa electoral.

Publicidad

Según la información facilitada por CCOO, las manifestaciones habrían concentrado a un millón de personas en Madrid y Barcelona y a otro medio millón en Galicia, que también tiene su aquel contemplado a solo unos días vista de la última confrontación electoral allí por el noroeste.

En una jornada marcada por la normalidad, según palabras del propio ministro del Interior en los pasillos del Congreso, se registraron incidentes durante la madrugada en los accesos a los principales mercados y en algunos polígonos industriales. Después, durante el resto del día, la confrontación entre la polícía y algunos piquetes se desplazó al centro de las ciudades, fundamentalmente, a las puertas de los grandes centros comerciales. De hecho, según fuentes del Ministerio del Interior, durante la jornada de ayer se produjeron (hasta las 22.00 h0ras) 142 detenciones y  74 personas resultaron heridas.

Imagen pixelada del niño herido en una carga de los Mossos d'Esquadra en Tarragona. / Jordi Castro (delCamp.cat)

La presencia policial en la calle fue abrumadora. En  Madrid, donde se dieron cita hasta 7.000 efectivos policiales (entre Policía Nacional, local y Guardia Civil) se vivieron escenas de brutalidad, por ejemplo, con una ciclista que participaba en una protesta (en el vídeo de arriba), y en Tarragona, donde un menor resultó herido tras una carga de los Mossos. El número de furgonetas desplegadas en las inmediaciones de la Cámara Baja, donde el 25S y el 15M convocaron una noche de vigilia para recibir esta mañana a los diputados que ayer aprobaron los Presupuestos para 2013, o en la Calle Génova, donde se encuentra la sede del Partido Popular; bueno, pues el número de furgonetas de la Policía concentradas en esos lugares, decía, era sideral y escapa a la capacidad espacial y espectral de este humilde redactor.

La huelga general en España se produjo en el contexto de una protesta apoyada por la Confederación Europea de Sindicatos (CES), en la que se vivió, asimismo, una huelga general en Portugal, paros parciales en Italia o Grecia y manifestaciones y concentraciones en Francia, Italia (donde los estudiantes mantuvieron duros enfrentamientos con la policía) o Bruselas.

Cientos de personas participan en Nápoles en una de las más de 100 manifestaciones convocadas en Italia contra la política de ajustes de la UE y en solidaridad con las huelgas de los trabajadores españoles y portugueses. / Cesare Abbate (Efe)

Al término de la concentración de Madrid, los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Cándo Méndez, calificaron la huelga como un "éxito" y advirtieron al Gobierno que si no cambia de rumbo y sigue hurtando a los ciudadanos la posibilidad de pronunciarse sobre una serie de medidas que no pudo votar, la movilización irá en aumento.

Lo del consumo eléctrico no lo he metido porque cada día se va pareciendo más a las calificaciones de Ficth, que nadie se las cree y que solo las hacen para joder... o esa sensación me da a mi a estas horas de la noche.