POLÍTICA MADRILEÑA

Gómez Perpinyá: “Tenemos que cooperar entre las izquierdas de una forma más eficaz”

  • Entrevista al portavoz de Más Madrid en la Asamblea autonómica

4

Hablamos con Pablo Gómez Perpinyá (Madrid, 1989), el portavoz de Más Madrid en la Asamblea autonómica desde finales de septiembre, cuando Íñigo Errejón dejó el puesto para presentarse como cabeza de lista de Más País a las generales del 10 de noviembre. Desde entonces, las negociaciones de investidura de Pedro Sánchez y del gobierno de coalición entre PSOE y Unidas Podemos han copado la actualidad política.

Esta semana, sin embargo, la actualidad madrileña ha llamado a la puerta para aparecer de la forma que mejor sabe hacerlo: con nuevos titulares relacionados con la corrupción del PP. Cerca de 200 nuevos contratos vinculados al caso del 1% de la época de Esperanza Aguirre. Además, el Tribunal Supremo anulaba definitivamente la venta de casi 3.000 viviendas del Ivima a Fondos Buitre durante la época de Ignacio González. En pocos días, por otro lado, se retoma la comisión sobre el caso Avalmadrid en la Asamblea, que señala a la actual presidenta autonómica.

Publicidad

- La venta de casi 3.000 viviendas del Ivima a fondos buitre durante el Gobierno regional de Ignacio González declarada nula, definitivamente, por el Tribunal Supremo.

Publicidad

- Es una buena noticia que el Supremo haya decidido la nulidad de este asunto y, además, se debe a la lucha que los inquilinos han llevado a cabo durante tanto tiempo. Nos falta saber qué van a hacer Ayuso y Almeida con respecto a esta estafa. El PP en los últimos años ha ido desregulando el mercado del alquiler, justo lo contrario de lo que recomendaban todos los expertos y de lo que se está haciendo en Europa para garantizar el acceso a la vivienda. Además, los gobiernos del PP han protagonizado las dos mayores operaciones de venta de pisos a fondos buitre. Ahora tienen que aclarar qué van a hacer para solucionar este entuerto, pues todo indica que lo van a acabar pagando el conjunto de los madrileños.

- ¿Qué propone Más Madrid al respecto?

- La vivienda pública debe estar sujeta a un fin social. El derecho a la vivienda, reconocido en la Constitución, no puede ser únicamente una oportunidad de negocio para quienes están en las instituciones públicas ni para sus amiguetes. Otra de las cuestiones que se ha puesto de manifiesto estos años son las puertas giratorias, las conexiones que hay entre el poder político y el económico particularmente en el mercado de la vivienda.

"El PP ha protagonizado las dos mayores operaciones de venta de pisos a fondos buitre"

Todas estas cuestiones hay que ponerlas encima de la mesa. Y más ahora, cuando parece que se va a formar gobierno en España. Una medida que pedíamos desde el Ayuntamiento de Madrid cuando gobernábamos es que se pudiera regular el mercado del alquiler, establecer unos límites para que la vivienda en determinados barrios no pueda pasar de una cierta cantidad. Esto es una medida eficaz en distintas ciudades de Europa.

- A raíz de una petición de Unidas Podemos-IU, conocíamos nuevos contratos vinculados al caso del 1% vinculado a la época de Aguirre. 

- Ayer se demostró que no nos equivocábamos cuando pedíamos la comparecencia de Borja Carabante en la comisión de Transportes y de Almeida en la de Presidencia. Carabante ahora es concejal de Transportes y en aquellos años fue director general de Carreteras en la Comunidad de Madrid. Y Almeida secretario del Consejo de Gobierno de Aguirre. Siguen en política, en primera línea, los responsables de aquellas cuestiones.

Hemos sabido por un funcionario que un asesor directo de Carabante venía a pedir saltarse la ley a la torera en los procedimientos administrativos en la concesión de estos pliegos del 1%. Unos pliegos que pasaban por manos de Carabante. Hemos dicho que tienen que pedir disculpas y Carabante dimitir de inmediato.

Nos ha llamado la atención la sinceridad extrema de Ayuso, que dice que esto no es nada nuevo y que ya se sabía. Esto demuestra que, para Ayuso, la corrupción en el PP no es nada nuevo, que ya se sabía y que, además, le da exactamente igual.

- Esto se conoce a través de una petición de IU. Vemos cómo ante las manifestaciones de Vox y de las derechas en la Asamblea existe cierta complicidad entre Más Madrid y Unidas Podemos. Comparten aplausos y gestos. ¿Cómo se puede trabajar esta relación durante esta legislatura tras los desencuentros previos a las elecciones?

"Tendemos a una mayor colaboración entre las izquierdas madrileñas"

- La relación personal, tanto con el grupo del PSOE como de Unidas Podemos, siempre ha sido buena, no puedo decir ninguna mala palabra de ninguno. La relación política ha sido cordial y desde el primer día hasta ahora ha tendido a una mayor colaboración entre las izquierdas. La semana pasada acordamos con el grupo de Unidas Podemos que ante la intervención de Rocío Monasterio, que criminalizaba a los menores extranjeros de la Comunidad de Madrid, nos íbamos a levantar y a marcharnos y realizamos esa acción simbólica conjuntamente.

Ayer, hablé con Isa Serra y le trasladé mi apoyo personal y el de mi grupo en relación a la petición de pena que le hace la Fiscalía. Con el PSOE hemos votado conjuntamente en infinidad de cuestiones. La relación es buena, estrecha, y tenemos que mancomunar los recursos que tenemos en la Comunidad de Madrid en pos de intentar transformar lo máximo posible en favor de la justicia social.

- Luego llega el periodo electoral y empieza la guerra. ¿Qué pasa en la izquierda madrileña?

- Bueno... En elecciones todos los partidos tienen derecho a presentarse. Nunca le pediría a una fuerza política que no se presente para que me presente yo. Eso es normal. Forma parte de la izquierda. Somos de izquierdas porque tenemos opiniones diversas y matices en cosas que consideramos importante.

Tenemos que aprender a cooperar entre las izquierdas de una forma más eficaz. Lo que no puede ser es que en abril dieran los números para un gobierno progresista y no hubiera un acuerdo que nos llevara a repetir las elecciones. De esos errores tenemos que aprender y en esas estamos.

gomez perpinya 2
Gómez Perpinyá durante la entrevista con cuartopoder. / Bruno Thevenin

- Habla de la petición de 23 meses de prisión a Isa Serra por su participación en la paralización de un desahucio. ¿Estamos ante un aumento de la criminalización de la protesta?

- No sabría decirlo. No tengo los datos en la cabeza y no lo conozco al detalle. Me parece grave que la justicia, en este caso la fiscalía, sea más dura con Isa y con quienes defienden el derecho a la vivienda que con quienes especulan con él. Hay un problema político y social y tenemos que abordarlo y denunciarlo.

- Empieza el martes la comisión sobre Avalmadrid. ¿Qué espera de esta comisión? ¿Se aclarará la responsabilidad de Ayuso?

"La comisión sobre Avalmadrid tiene que dilucidar quiénes son los responsables políticos"

- Ayuso no va a participar en esa comisión porque Ciudadanos y Vox lo han querido así. Esto no invalida la comisión, pero si que se pierde una de sus piedras angulares. No va a comparecer en esa comisión por ahora, espero que más adelante Ciudadanos, tras el batacazo electoral, entienda que la posición lacaya del PP no le lleva a buen puerto.

Esa comisión tiene que esclarecer muchos hechos, muchos de ellos afectan a Ayuso, pero por encima de eso afectan a una empresa controlada por la Comunidad de Madrid, es un problema público, es dinero que salía de los impuestos. Esa empresa tenía la misión de financiar a los autónomos y a los pequeños emprendedores y era un nuevo chiringuito del PP que beneficiaba a sus amigos con dinero público por encima de las normas. Esa comisión de investigación tiene que dilucidar quiénes son los responsables políticos.

- Tenían prevista para el otoño la conferencia política de Más Madrid para constituir el partido. Finalmente, por la coyuntura electoral, la han retrasado. Cuando Clara Serra abandona Más Madrid, hace una crítica a la forma personalista de la organización. ¿Qué van a hacer para mejorar en este aspecto?

- Cuando decidimos presentarnos a las elecciones de noviembre, creo que hacemos un ejercicio de responsabilidad. Siendo egoístas, habría sido más sencillo centrarnos en la construcción del partido en el otoño, que es lo que tocaba. La realidad es que teníamos que dar el paso en un momento de excepcionalidad para nuestro país, decidimos poner por delante de las siglas la necesidad de intentar ensanchar el bloque progresista sacando a gente de la excepción.

Esa tarea que dejamos de lado por este objetivo, tenemos que recuperarla ahora. Yo creo que es perfectamente compatible tener un partido capaz de ser eficaz en la contienda electoral con que sea radicalmente democrático. Ese es el modelo de partido que tenemos que poner en marcha.

- ¿Tienen fecha para ello?

- Todavía no, pero no creo que tardemos en tenerla.

- Ha hablado de la decisión de presentarse a las generales. ¿Hay alguna autocrítica? ¿Creen que no deberían haberse presentado en algunas circunscripciones en las que no sacaron diputados?

"Más País es una semilla que puede fructificar en el futuro"

- Desde luego que hemos hecho autocrítica. Nos habría gustado, evidentemente, un resultado más amplio. Nos presentamos con la intención de sacar el mejor resultado posible. El resultado ha sido modesto, pero es una semilla que puede fructificar en el futuro, tenemos dos diputados por Madrid y uno valenciano, una tarea y misión por delante.

Para nosotros, lo importante cuando nos presentamos, era contribuir en la formación de un gobierno progresista. Parece que esa premisa puede cumplirse. Ahora toca un proceso de construcción más lento, poniendo el acento en las cuestiones que hemos dejado de lado para salvar determinados objetivos. Seguro que, haciendo esto, tendremos más influencia pública y más gente participando y, quizás, en las próximas elecciones, un mejor resultado.

- No cierra la puerta, por tanto, a la construcción de una organización que vaya más allá del ámbito madrileño.

- En estos momentos hemos hecho una experiencia nacional por una situación excepcional y, además, somos una fuerza regional en Madrid. En Madrid es donde, fundamentalmente, hemos desarrollado un trabajo más a pie de calle, territorializado, que va más allá de las instituciones. Aquí es donde yo, como portavoz del grupo en la asamblea de Madrid, voy a poner todo mi esfuerzo. El resto ya lo iremos viendo.

Nosotros queremos fundar una organización regionalista, verde, que pueda conciliar aspectos de justicia social con la transición ecológica. Pensamos que hay mucha gente que simpatiza con estas ideas. Ese es el camino que queremos explorar.

- Ya hemos sobrepasado los 100 días de gobierno de Ayuso. Ya se puede hacer balance.

"No tenemos ni fecha para los presupuestos en la Comunidad de Madrid"

- Lo peor de todo no han sido los 100 días. Lo peor es lo que queda de legislatura, más de tres años. Es un gobierno sostenido por la extrema derecha. Ayuso ha tirado por la borda estos 100 días. Y durante este tiempo hemos visto huelgas en la EMT, en Metro, hemos visto cómo los problemas de la región continúan. En San Fernando de Henares siguen las grietas en las viviendas de las zonas por las que pasa el metro. Hay un montón de asuntos autonómicos que no ha querido atender. Por no tener, no tenemos ni presupuestos ni fecha para los mismos en la Comunidad de Madrid.

Lo más grave de todo es lo que viene por delante. En 100 días los votos de Vox han permitido poner en la diana a los menores que están solos, han permitido que no hubiera una declaración institucional cuando fueron atacados por una granada en el centro de Hortaleza. Vox y el PP se negaron. No me quiero imaginar a lo que llegaremos en tres años. Es importante que Ciudadanos haga una reflexión y vea hasta dónde le ha llevado esa actitud lacaya con el PP. Que estudie si hay una alternativa a eso, creo que la existe.

- Hablaba de que por culpa de Vox y PP no hubo esa declaración institucional. Vimos un endurecimiento del discurso de Ayuso en esas intervenciones cruzadas entre la presidenta y Rocío Monasterio. ¿Cree que hay un deterioro de relaciones entre estas dos fuerzas políticas?

"Si Cs cambia de opinión, estaremos para tenderles la mano"

- Siempre hemos visto que era un gobierno muy poco homogéneo en el que cada uno tenía un plan diferente. Las grietas se han visto desde el primer día. Ahora bien, veo una estrategia coincidente clara entre Ayuso y Monasterio. Se ponen de acuerdo en las cuestiones principales, en el tratamiento de los menores que están solos, llaman fracasadas a las mujeres que quieren abortar, votan en el 90 por ciento conjuntamente...

El interrogante lo tiene Ciudadanos. Tiene dos caminos. Puede seguir explorando la vía de apuntalar al partido más corrupto de nuestro país que lleva gobernando 30 años en la Comunidad de Madrid y ahora lo hace sostenido por la extrema derecha. Eso le ha llevado a tener diez diputados en el Congreso. La otra vía es la de decidir fiscalizar y controlar la corrupción del PP en Madrid, que es el mayor problema de todos, y a abrirme a iniciativas sociales, a un concepto de la fiscalidad que no regale 3.500 millones de euros a los ricos todos los años... Si Ciudadanos cambia de opinión, estaremos para tenderles la mano.

- Más Madrid, en la capital, ofreció los votos a Almeida para los presupuestos, para evitar que el alcalde pacte con la ultraderecha. ¿No es una posición contranatura el prestarse a facilitarle el presupuesto al PP?

- Es una posición complicada. Esos no son nuestros presupuestos y no lo van a ser. Almeida ya lo ha descartado, en todo caso. La diferencia que hay en el Ayuntamiento, respecto a la Comunidad, es que en la capital hemos gobernado durante cuatro años y se han conseguido algunas cosas, unas más modestas, otras más ambiciosas. Por tanto, cuando la gente nos votó, lo hizo en buena medida para proteger esas conquistas y, si se podía, avanzarlas. Con ese objetivo se lanza la propuesta. La respuesta de Almeida está lejos de lo que se espera de un alcalde. En la Comunidad de Madrid no cabe esa posibilidad, en el Ayuntamiento hay cosas que proteger, Madrid Central es una de ellas, pero hay más.

4 Comments
  1. Florentino says

    … Este pollo de autocrítica nada, de nada. Pero buen hombre, no conformes de votar la «operación Chamartín» (Madrid Nuevo Norte) con pp+VoX, +País+ C´s y PsoE… Llama Más País al pacto presupuestario al PP, ¿ para qué ?. Una debacle que ellos mismos han protagonizado, amparados en los cantos de sirena del grupo Prisa y sus portadas panfletarias. Los tránsfugas y ególatras, sobran, el ejemplo claro fueron las elecciones; dos diputados, porque Baldoví no es de Más País. Ahora habrá que pagar deudas… ¡ Roma no paga traidores !… O ¿ sí ?.

  2. Mig says

    Ah, ahora son» las izquierdas» Que gente como éste, los tanios y los ritos son lo más traidor, trepa, vendido y oportunista que hay a día de hoy buscando el voto de la izquierda social (y mira que tenemos ganado para echar aparte) eso sí que es unánime en las izquierdas.
    Lo de Cuarto Poder con los errejoners ya huele.

  3. Miguel says

    ¡ Anda que no es » elástico ( y prostituido) » el término de izquierda! .Lo que si está más que claro ; es que de mayor Errejón quiere ser como un tal «Felipe González….» ( y ya apunta más que maneras) .

    1. Florentino says

      … Miguel, es el sueño de los egolatras; eso de ampliar las bases… ¡ Es de un cinismo brutal !. Concurriendo, allí donde más daño hacía a la izquierda transversal; lugar en donde se les tolero en demasía… Para dejarlos plantados en vísperas de las elecciones, y compitiendo desde los platós de una forma obscena. ¡ Ya tienen el premio, el «violín» de medio millón de euros, partir Equo por la mitad y en Valencia no sacar nada; la fuga de la Serras por no compartir la dictadura egocéntrica de un par de personas. Errejón y Carolina Bescansa unos traidores de manual… ¡ Que el tiempo les pone en su sitio. Roma no paga a traidores… La patada en el culo ya se la han dado Miguel !.

Leave A Reply

Your email address will not be published.