Subir la valla de Ceuta y Melilla, abolir la prostitución y otras promesas del PSOE

  • Días después de que se comenzase la campaña electoral, el PSOE por fin ha hecho público este lunes su programa electoral completo.

Días después de que se comenzase la campaña electoral, el PSOE por fin ha hecho público este lunes su programa electoral completo, después de que a finales de marzo adelantase 110 medidas. En las casi 300  páginas incluye más detalles sobre el Ingreso Mínimo Vital, el compromiso de actualizar las pensiones con el IPC real o darle «un nuevo impulso del autogobierno». También hay ausencias significativas: no se incluye la reforma del artículo 135 de la Constitución y el bloque de laicidad no recoge la renuncia del Concordato con la Iglesia Católica.

Dedica buena parte del programa a explicar los cimientos puestos por su gobierno en cada área para después hacer propuestas, en las que hay pocas sorpresas. En defensa de la igualdad, plantean la abolición de la prostitución y el rechazo frontal a los vientres de alquiler.

La reforma laboral y pensiones

Publicidad

En el primer bloque, llamado «Economía: hacia una prosperidad justa y duradera», el PSOE se limita a propone eliminar «los aspectos más lesivos de la reforma laboral de 2012″, aprobada por Mariano Rajoy, con un nuevo Estatuto de los Trabajadores.

También propone modificar el Régimen Especial de los Trabajadores Autónomos (RETA) para que «coticen de acuerdo con sus ingresos reales» . También aseguran que continuarán con la equiparación de su «protección social» respecto a los trabajadores por cuenta ajena.

La tasa de mortalidad laboral también preocupa. El PSOE propone la modificación de la Ley 31/1995 de Prevención de Riesgos Laborales (LPRL) para que contemple medidas respecto de «los cánceres profesionales, los riesgos para el aparato locomotor y los riesgos psicosociales».

Como ya ha dicho el presidente del Gobierno en otras ocasiones, se compromete a blindar en la Constitución el «carácter público» del sistema de pensiones y su «revalorización anual».

Educación y salud

Además de «suprimir la LOMCE» e impulsar «un gran Pacto de Estado por la Educación», también aprobarán un Plan Nacional contra la Segregación Escolar.

En materia de salud, entre otras muchas cosas, se comprometen a llevar adelante una ley para regular la eutanasia y la muerte digna y «desarrollar» la ley del aborto de 2010.

También plantean el refuerzo de la lucha contra las adicciones, con medidas que van desde aprobar una regulación de «la publicidad del juego de azar y apuesta online de ámbito estatal similar a la del tabaco» hasta «constituir una comisión de estudio para abrir un debate en profundidad sobre el conocimiento del cannabis y sus efectos sobre la salud».

En materia de dependencia, plantean un modelo de «financiación de la atención a la dependencia que dé estabilidad y certidumbre», dentro de un nuevo sistema de financiación autonómica.

Contra la pobreza infantil

Por fin, el PSOE concreta algo más su propuesta del Ingreso Mínimo Vital estatal, que será de carácter no contributivo, y que se combinará con la promesa de «invertir en la infancia». Estas protecciones sociales combinadas avanzarán «progresivamente» hasta el fin de la legislatura hasta «un mínimo de 580 €/mes (con un hijo a cargo) y los 858 €/mes (con tres personas a cargo)»  para los casos «de pobreza severa».

En protección a la infancia, se compromete a «liderar» un pacto nacional contra la pobreza infantil. De manera genérica, también aseguran que trabajarán por la desinstitucionalización de los menores. El número de niños y adolescentes que viven en centros es alto, por tanto, el PSOE quiere reducir la cifra «propiciando el retorno a las familias siempre que sea posible», promoviendo el acogimiento familiar y la adopción.

Los socialistas también se comprometen a «avanzar» hacia la gratuidad de las escuelas infantiles de 0 a 3 años o a reducir al 4% el IVA de productos infantiles de primera necesidad.

Para los jóvenes también hay un bloque de propuestas, como la creación de una  ley estatal de juventud o aprobar un estatuto de «la persona becaria o en prácticas laborales». Por supuesto, otro bloque amplio se reserva para los mayores, que han tenido un protagonismo muy relevante al final de la legislatura.

Una ley de familias

En aplicación del enfoque feminista que pretende dar a su programa, entre sus objetivos el PSOE propone la «desfeminización de los cuidados», con el desarrollo de los permisos parentales «iguales y no transferibles» o el impulso de «la parentalidad positiva».

Los bajos índices de natalidad hacen que la familia sea otro pilar a proteger, por eso, proponen una nueva ley de familias que se adapte de las nuevas realidades, en las que se menciona especialmente «las familias numerosas, monoparentales, las de partos múltiples o las familias acogedoras». También se compromete a «la universalización de los servicios de ayuda a domicilio», entre otras muchas medidas destinadas a desarrollar los «servicios públicos con criterios de equidad».

Más autogobierno

El PSOE promete avanzar en el autogobierno, y se sitúa como alternativa al «derecho de autodeterminación» pero también a un 155 con carácter «permanente». A pesar de que habla de un modelo capaz de «integrar la pluralidad», no menciona expresamente la «plurinacionalidad».

Para recorrer este camino señala el fortalecimiento de instrumentos ya creados, como la conferencia de presidentes o las sectoriales. También apuesta por la clarificación del reparto competencial o una «definición más precisa de los aspectos identitarios, históricos, culturales, políticos y lingüísticos», eso sí, siempre que «no afecte al funcionamiento de otros territorios».

31 de octubre: día de recuerdo para las víctimas

Entre las promesas sobre memoria histórica, además de mencionar la exhumación de Franco, también  se comprometen a «impulsar la búsqueda y exhumación» de desaparecidos, con la «colaboración» de la administración, la creación de un banco de ADN o declarar el el 31 de octubre el día del recuerdo para todas las víctimas.

Vallas más altas en la frontera

En materia de migración, dejan claro que consideran las políticas de «fronteras abiertas» concepciones «no realistas» y demagógicas que, por tanto, las rechazan. Reconociendo el reto que supone esta materia, proponen un “pacto de Estado por una inmigración segura, ordenada y regular”, impulsar la política común europea de asilo e inmigración o adecuar la normativa sobre las denominadas “devoluciones en caliente”.

También propone en Ceuta y Melilla «la puesta en marcha de un sistema de circuito cerrado
de televisión del perímetro fronterizo», «el aumento de la altura de la valla» o la sustitución de las concertinas que ya prometió el Ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska.

La lucha por la igualdad

En materia de igualdad, crearán la Oficina Estatal de lucha contra discriminación en la Inspección de Trabajo o continuarán profundizando en sus iniciativas en la lucha contra la violencia de género.

Sí hay un compromiso contundente en la modificación de los delitos sexuales para reforzar el consentimiento (» si una mujer no dice que sí, todo lo demás es no») y la supresión del delito de abuso sexual, «sustituyéndolo por una tipificación más clara y específica para cada caso».

Abolición de la prostitución

Siguiendo los últimos posicionamientos del partido, apuestan por abolir la prostitución y erradicar la trata. Continuarán trabajando en una futura ley integral contra la trata de seres humanos con fines de explotación sexual, pero también crearán una «figura jurídica» que permita «sancionar penalmente» no solo a quienes contribuyan, sino también a quienes se beneficien de la prostitución, pretendiendo dar un golpe a la industria. También se sancionará la demanda y la compra de la prostitución, es decir, al cliente.

Acceso a la pornografia

También dedican un subapartado a la pornografía. Además de perseguir la explotación sexual, especialmente de menores, para protegerlos «de la creación, difusión y exposición de pornografía», también habrá un impulso a una «protección reforzada» de los menores para evitar el acceso a este tipo de películas, «sujeta a las medidas más estrictas en línea con la nueva normativa audiovisual del Parlamento Europeo».

No a los vientres de alquiler

También se sitúan frontalmente contra los vientres de alquiler, al considerarlos una socavación de «los derechos de las mujeres, en especial de las más vulnerables». Por ello, avisan de que es una práctica ilegal en España y, por tanto, «se actuará frente a las agencias que ofrecen cada año a cientos de familias españolas esta práctica a sabiendas de que está prohibida en nuestro país».

Derechos LGTBI

También hay un bloque dedicado a los derechos LGTBI. Prometen una ley contra la discriminación por orientación sexual e identidad de género o aprobar protocolos específicos para personas mayores y con discapacidad LGBTI, entre otras propuestas.

Entre otras medidas, también se propone el estudio del fenómeno de la violencia sufrida por las personas LGBTI en el entorno familiar, así como dentro de la pareja.

Otras propuestas

También hay medidas dedicadas al desarrollo de la ciencia, la discapacidad, las universidades, el emprendimiento, la cultura o los derechos digitales. Puedes consultar el programa aquí.